Martes, 21 May,2019
BLOG / ACTUALIDAD / MAY 29 2016 / Comentarios

Es el talento cuestión de suerte o es la suerte cuestión de talento

Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.

A lo largo de los años expresiones como “Que tipo tan de buenas”, “Dios le da pan al que no tiene dientes”  “A todo bobo se le aparece La Virgen” o “Tras de cotudo hinchado y con paperas” denotan la buena o mala suerte que acompaña a algunas personas y consideramos que sus logros son el resultado del azar, de baños milagrosos, de golpes de suerte o de la cruz magnética entre otros.

Yo considero que la suerte es una condición a la que hay que crearle un ambiente favorable para que habite cerca de nosotros, para que se amañe a nuestro lado, pero ¿Cómo lo hago?  Debo necesariamente expulsar de mi vocabulario expresiones como Imposible, que pereza, demasiado tarde, muy cansado, muy temprano, sin importancia, ya otros lo intentaron y nada, muy complicado, absurdo, y cualquiera que ponga freno a la inventiva, a la pasión, a la lucha, a la fe.

De igual manera dedo revisar actitudes que muy poco o nada hacen por mejorar mi entorno, la hora de levantarme, doy gracias al Todopoderoso por el regalo de la vida o mis afanes me impiden hacerlo porque sencillamente me cogió la tarde, saludo con amor a mi familia, con una expresión de afecto o igualmente empiezo a renegar porque mi ropa no está lista o el desayuno caliente, salgo a apresuradamente de mi casa sin saludar siquiera  al vecino, al vigilante al desconocido que se cruzó en mi camino, el afán me obligan a cruzar los semáforos en rojo, a realizar maniobras imprudentes y aun así llegue colgado de tiempo, el saludo con mis compañeros de labores es amable  y respetuoso, experimento agrado de llegar a mi sitio de trabajo o es una tortura y el día en este punto  empieza a caminar con pasmosa  lentitud.

Los golpes de suerte y las loterías no siempre son condición que mejora nuestra calidad de vida,  conozco casos puntuales de amigos que tras semejante golpe de la fortuna,  la vida se les volvió un caos; la suerte es trabajo meticulosamente planeado y responsablemente ejecutado, el 95% de lo que llamamos éxito está formado por la perseverancia,  y la historia de aquellos que han abrazado la diosa fortuna, necesariamente  muestran largos episodios de angustias, necesidades, limitaciones, fracasos y hambre, es inevitable caer cuando se asciende, lo importante es no permanecer caído, toma tu corazón con dulzura y muéstrale que las alturas también se hicieron para él.

Si te rodeas de personas que se acostumbraron a vivir en el fracaso te volverás complaciente y resignado, frecuenta al que habla de éxito, al que busca siempre alternativas para mejorar, al que sabe que si es posible, si le preguntas al millonario si es posible conseguir dinero te dirá que sí, si se lo repregunta al pobre le dirá que es imposible.

Cuida con celo lo que entra en tu mente, en tu cuerpo y en tu espíritu, recuerda que lo que tengas dentro de ti, necesariamente se reflejara en tu exterior.  Que tu saludo siempre sea caluroso y dinámico, que tus gracias siempre sean muchas gracias.

Haz que la suerte se amañe a su lado, que tu compañía sea agradable a los demás y no olvides que si sembramos vientos recogeremos tempestades.

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net