Domingo, 25 Ago,2019
Economía / AGO 05 2019 / hace 2 semanas

CRQ, CVC y Carder acordaron regular de forma equitativa condiciones de mineros y areneros

Las autoridades ambientales de Quindío, Valle del Cauca y Risaralda buscan unificar criterios frente a los trámites de permisos, licencias y autorizaciones.

CRQ, CVC y Carder acordaron regular de forma equitativa condiciones de mineros y areneros

“La minería artesanal en el Quindío no puede competir con la maquinaria del Valle del Cauca”.

Las corporaciones autónomas regionales de Quindío, CRQ, Valle del Cauca, CVC y Risaralda, Carder, realizan un proceso de unificación de criterios para el ejercicio de la autoridad ambiental, con el fin de que se igualen las condiciones y exigencias a los mineros artesanales de cada uno de los departamentos, así lo aseguró el director de la CRQ, José Manuel Cortés.

“Estamos buscando unificar criterios desde el Plan de Ordenación y Manejo de la Cuenca del río De La Vieja, que fue adoptado por las tres autoridades de estos departamentos”. El director de la CRQ explicó que los criterios que buscan unificar y regular son: el trámite de permisos, licencias o autorizaciones que se gestionen, así como el seguimiento a los mismos que se van otorgando.

“A partir de ese marco ya estamos empezando a hacer reuniones de trabajo con los diferentes sectores de la población, que tienen que ver con nuestro ejercicio; es por eso que nos reunimos funcionarios del área técnica con los interesados, donde evaluamos cuáles son los requisitos o términos de referencia, buscando que al final del proceso se tenga un marco de actuación unificado para los tres departamentos, para que se brinde seguridad técnica y jurídica al usuario, que cuando vaya a solicitar un permiso, en cualquiera de las tres corporaciones, se maneje el mismo marco de actuación”. 

Vea también: 27.982 millones de pesos se invertirán en obras en el Quindío
 

¿De dónde partió el propósito de unificación?

Según el directivo, el propósito inicial fue brindar las mismas condiciones a los mineros y areneros para que no se viera ninguna región afectada.

La queja de los usuarios de las corporaciones autónomas empezó porque cuando iban a tramitar un permiso, licencia o autorización a Risaralda le pedían unos requisitos, cuando venían al Quindío, otros y en el Valle del Cauca, otros; adicionalmente cuando ya tenían el permiso otorgado, era diferente la forma de control que se le hacía a ese permiso en cada uno de los departamentos, así que dentro del plan de ordenación nos trazamos la meta de unificar los criterios”.


Las quejas por falta de igualdad de condiciones

Desde hace algún tiempo los mineros quindianos han afrontado situaciones difíciles, por las que han hecho manifestaciones y reuniones, debido a la desigualdad en las normas ambientales que se aplican en comparación con Risaralda y el Valle del Cauca, a lo que Cortés dio una explicación: 

Lea también: En agosto entrará en vigencia doble subsidio de vivienda

“Todo parte de la misma problemática, que no contamos con los mismos términos de referencia unificados para las tres autoridades ambientales, los areneros plantean que al lado del Valle del Cauca la autoridad ambiental les exige unos requisitos y que nosotros como corporación del Quindío, les exigimos otros diferentes, lo que contribuye a que ellos sean menos competitivos en el mercado, porque nuestros requerimientos son diferentes a los del Valle. El tema económico no es nuestra competencia, pero si desde lo ambiental ellos se están viendo afectados, entonces queremos realizar la unificación que garantice que el arenero del Valle cumpla los mismos requisitos que el del Quindío y con eso que haya una competencia equitativa en lo productivo entre los areneros de las diferentes jurisdicciones”.


Diferencias entre condiciones de CRQ y CVC

El director de la CRQ aseguró que los puntos específicos de lo que plantean los areneros son la intervención de maquinaria dentro del río y el nivel de excavación que está permitido por las diferentes autoridades.

“Las limitantes y restricciones que se dieron en su momento en el departamento del Quindío, fueron por el tema del terremoto y la presión tan grande que ejercieron las empresas en el río para la extracción de material de arrastre debido a la alta demanda del material para la construcción que se realizó posterremoto; entonces los mismos mineros vieron que el río empezó a deteriorarse y pidieron a la corporación mayores exigencias para preservarlo y que ellos no se quedaran sin oferta de material de arrastre para desarrollar su actividad económica”. Cortés dijo que ahora están evaluando las condiciones ambientales de la cuenca para mirar de qué forma se unifican los términos de referencia entre los tres departamentos, pero que la decisión final depende de las condiciones que encuentren en las corrientes hídricas de las cuales se extrae el material

Le puede interesar: Jeeperos serían incluidos en el piso de protección social
 

¿Se va a permitir o no maquinaria para extracción de materiales del río?

Con respecto a la inquietud que LA CRÓNICA planteó al director de la CRQ de si se permitirá o no maquinaria nuevamente en el río De La Vieja para la extracción de materiales para la construcción, respondió que todavía no está claro y que la decisión depende de los estudios a realizarse.“La decisión depende de dos cosas, la primera son las evaluaciones que está haciendo la CRQ con respecto al estado actual de las corrientes hídricas y, segundo, de las mesas de trabajo que se van a surtir; aclarando que es nuestro compromiso que sea un plan de trabajo rápido, dinámico que defina los términos de referencia de las tres autoridades ambientales y que por supuesto garantice que en caso de permitirse la maquinaria en los términos unificados, se emprenderá en cada caso particular, una estrategia de control y seguimiento que garantice que el río va a continuar con las condiciones ambientales con las que se encuentra hoy día”.


Conclusiones de las mesas de trabajo 

Cortés habló de las primeras conclusiones y resultados de las mesas de trabajo.

“La conclusión más importante a la que se llegó es que es vital la unificación de criterios, pero que dependen de los resultados y análisis técnico que arrojen los estudios que estamos haciendo del estado de las fuentes hídricas y cómo, de acuerdo a la adopción de la unificación de los términos de referencia, tenemos que garantizar que las condiciones ambientales sigan siendo óptimas o mejoren, comprometidos con que los usuarios no van a seguir afectándose, por lo que en la próxima reunión definiremos los plazos”. 

Recomendado: Senderismo, cultura y aventura, apuesta turística de la cordillera
 

“Los mineros quindianos no pueden competir con precios”

Julián Ríos, gerente de Agregados Éxito, habló sobre el proceso actual que atraviesan los mineros y areneros y el por qué decidió apoyarlos ante las condiciones de desigualdad que atraviesan frente a los que realizan dicha actividad en el Valle del Cauca. “Los mineros nos motivaron a actuar en equipo, a sacar las máquinas del río, y empezamos a hacer unos trabajos de excavación en unas zonas que ya no eran río, sino que son unas terrazas donde hace siglos pasaba y que hoy día son propiedad privada. Allí compramos terrenos y ellos quedaron con los ríos, haciendo únicamente explotación artesanal dentro del cauce. Queremos que puedan seguir llevando a cabo su actividad, porque también son ellos los que cuidan el río”.

Agregó: “El propósito es que CVC y CRQ se pongan de acuerdo en el manejo del río De La Vieja, en lo que llevamos más de 17 años y no se ha logrado. En la CRQ para tramitar un permiso son muy rigurosos y desactualizados, con acuerdos creados hace 20 años; en la CVC no se manejan las mismas exigencias, queremos que se nos obligue a cumplir con la misma normatividad, porque mientras un minero artesanal tiene que sacar a pulmón partido un metro de material con baldes y palas, en el Valle se hace de manera mecanizada, lo que no permite competir con precios”.


Contrabando e informalidad

El gerente de Agregados Éxito enfatizó en tratar de uniformizar costos y condiciones para evitar el contrabando e informalidad. “Lo que estamos tratando es equiparar costos de producción de los mineros artesanales con los que tienen los mineros del Valle, que son mucho más bajos, y poder beneficiar al consumidor final que son los ingenieros y arquitectos”. Ríos relató que le compra a 85 familias de mineros artesanales, a quienes semanalmente les pagan, y que tienen convenios con ellos que ninguna otra empresa maneja.

Recomendado: Manejo sanitario de las colmenas, otro factor que lleva a la mortandad de abejas

“Los mineros locales están en desventaja, ya que en el Valle usan algunos elementos que no están aprobados en ninguna parte y eso les permite aumentar la producción y, además, ellos comercializan esos productos acá en el departamento y entran los materiales sin facturas, sin pagar IVA y eso crea un desbalance enorme, entonces los empresarios aprovechan para comprar más barato y nosotros no podemos competir vendiendo sin IVA porque es ilegal y aunque el gobierno nacional está haciendo todo lo posible por solucionar esas problemáticas, les falta control para evitar el contrabando. Acá si acaso podemos sacar una volqueta con materiales, del Valle llegan tractomulas”. El empresario expuso que lo que se necesita es más formalidad. “Este es un momento histórico, esperamos con las mesas de trabajo una solución definitiva para la subsistencia de los mineros artesanales”.


Ausencia de control

Israel Leyva, presidente de los mineros artesanales del río De La Vieja, aseguró que la CVC no podía ejercer mucho control sobre sus mineros, porque sus fuentes de extracción se encontraban en lugares apartados. “La CVC otorga permisos para extraer materiales a metro y medio de profundidad que se convierten en 10 o 15, porque sus lugares para extraer son muy lejanos y los empresarios se aprovechan de eso para jugar con el río y eso nos afecta a todos; así que lo que nosotros decimos es que hemos estado luchando 20 años contra la CRQ por ese problema, porque la CVC cumple otros criterios. Nosotros queremos encontrar un punto intermedio que garantice el cuidado del río y la misma manera de explotación, eso es lo que estamos pidiendo a gritos todas las comunidades de areneros del departamento, que solo buscamos nuestro sustento y queremos que se nos garanticen las mismas condiciones que a los areneros del Valle”.


Carolina Marín
LA CRÓNICA


 


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net