Viernes, 15 Feb,2019
Colombia / FEB 05 2019 / Hace 10 Dias

Cruz Roja advierte que no hay enfoque de género en política carcelaria

Estudio sugiere que se implanten políticas públicas que racionalicen el uso de la prisión.

Cruz Roja advierte que no hay enfoque de género en política carcelaria

Foto : Archivo LA CRÓNICA

El Comité Internacional de la Cruz Roja —CICR— advirtió este martes que no hay un enfoque de género efectivo en la política criminal y penitenciaria de Colombia, lo que hace que las necesidades específicas de las mujeres encarceladas no sean cumplidas.

El informe "Mujeres y prisión en Colombia: desafíos para la política criminal desde un enfoque de género", realizado por el CICR con la Pontificia Universidad Javeriana y el Centro de Investigación y Docencia Económicas de México —CIDE—, señala que políticas específicas de género pueden ayudar a garantizar los derechos de las "infractoras y las mujeres privadas de la libertad".

Recomendado: MOE denunció agresiones contra 30 líderes políticos y servidores públicos en tres meses

Óscar Ayzanoa, asesor en política criminal del CICR en Colombia, explicó a Efe que las mujeres son "una población ciertamente distinta que requiere atención especializada, atención a necesidades diferentes" y puso como ejemplo los útiles de higiene que utilizan.

"Hay una administración penitenciaria que no visibiliza esas necesidades específicas, de repente no las presupuesta o no las permite en las encomiendas que pueden llevar los familiares o que se les da a las privadas de libertad, por ello es importante visibilizar eso", afirmó Ayzanoa.

En ese sentido, el asesor recordó que, según la Corte Constitucional, se debe incorporar la perspectiva de género para atender este tipo de necesidades.

El 76,5 % de las encuestadas señaló que la cantidad de toallas higiénicas que les suministran no es suficiente y menos de la mitad afirmó que les han practicado exámenes relacionados con necesidades específicas de género y derechos sexuales y reproductivos como la citología o la detección del VIH.

El informe, para el que se encuestó a 587 hombres y 536 mujeres privadas de la libertad en siete centros penitenciarios del país, resalta además que de las que están en prisión el 75 % eran cabeza de familia, el 56,6 % no terminó la secundaria y el 46,1 % abandonó su hogar antes de los 15 años de edad.

"Lo que hemos mirado es que la mayoría son madres cabeza de familia, jóvenes con hijos, la mayoría no había pertenecido a grupos armados antes de cometer el delito, generalmente es la primera vez que se encuentran en cárceles, son de muy bajos recursos económicos", detalló a Efe, por su parte, Alexia Van Der Gracht, coordinadora de la Unidad de Protección del CICR en Colombia.

En ese sentido, el 53,4 % de las encuestadas aseguró que cometieron delitos por razones relacionadas con "su vulnerabilidad económica", mientras que el 45,2 % fueron detenidas por fabricación, tráfico o porte de estupefacientes.

Asimismo, otros de los delitos que más cometen las mujeres que terminan en la prisión son concierto para delinquir y hurto, entre otros, manifestó Ayzanoa.

"Pero delitos violentos que atenten contra la vida o el cuerpo de la seguridad de las personas no están presentes en el caso de la población femenina", agregó.

El estudio sugiere que en Colombia se implanten políticas públicas que racionalicen el uso de la prisión y propone alternativas para las mujeres infractoras con enfoques de género y de justicia restaurativa.

"Hay un llamado al Estado para racionalizar el uso de la prisión, no puede ser la prisión la respuesta inmediata a situaciones delictivas", apostilló Ayzanoa.

Entre tanto, Van Der Gracht resaltó que el CICR no aboga porque las mujeres no entren en prisión solo por ser mujeres, pero alertó de las consecuencias de algunas detenciones.

"Si han cometido delitos no violentos el coste para la sociedad puede ser mucho más alto; tenerlas privadas de libertad puede suponer que los hijos acaben con mayores problemas que al final suponen también un coste económico y social para Colombia", destacó

Vea también: Autoridades capturan al director de cárcel La Modelo de Bogotá por corrupción

El informe también apunta que la desigualdad y la exclusión de las mujeres en el mercado laboral son obstáculos para su reinserción.

En las cárceles explicó Van Der Gracht, hay programas de escolarización y de formación de empleo, pero la experta cuestionó si realmente les sirve a las presas cuando salen de la cárcel.

"Nos dimos cuenta a través del estudio que lo que las mujeres aprenden en la cárcel, como por ejemplo artesanía, no es algo que realmente les sirve una vez que salen de la prisión (...) Creo que podemos decir que por eso también no se les da muchas oportunidades distintas en las cárceles" señaló.

Por eso considera que se debe adaptar eso al perfil de estas mujeres, pues en el estudio notaron "que hay muchas que tienen hijos, entonces para la mayoría hay una necesidad de poder trabajar desde la casa".

"Esas son perspectivas de género que nos parecen importantes a tomar en cuenta en el momento de diseñar los programas de reinserción", concluyó la experta.


EFE


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net