Domingo, 18 Nov,2018

General / FEB 19 2011 / Hace 7 Años

La ansiedad, primer síntoma de estrés laboral

Problemas de trabajo, salud y deterioro en las relaciones interpersonales son manifestaciones de este proceso.
La ansiedad, primer síntoma de estrés laboral

El estrés puede ser definido como el proceso que se inicia ante un conjunto de situaciones ambientales que recibe una persona, a las cuales debe dar una respuesta adecuada, poniendo en marcha sus recursos de afrontamiento. “Cuando la demanda del ambiente (laboral, social), es excesiva frente a los recursos para enfrentar el problema que posee normalmente el ser humano, se van a desarrollar una serie de reacciones adaptativas, que incluyen eventos emocionales negativos dentro de los cuales se encuentra la ansiedad, ira y la depresión”, explicó la psicóloga Paola Edith Hurtado Arévalo del Servicio Nacional de Aprendizaje, Sena.

Desde la entrada en vigor de la ley de Prevención de Riesgos Laborales, en 1995 se ha dado un impulso a los aspectos relacionados con la salud laboral, entre los factores desencadenantes de distintos problemas de salud, deterioro de las relaciones interpersonales, absentismo y disminución de la productividad se encuentra el estrés laboral.


Síntomas
“Este tipo de problema supone una reacción compleja a nivel biológico, psicológico y social. La mayoría de los cambios biológicos que se producen en el organismo cuando una persona está sometida al estrés no son perceptibles para el ser humano y se precisan procedimientos de diagnóstico para determinar el nivel de reacción”, afirmó la especialista.
Sin embargo, existen algunos síntomas de tipo psicológico que son detectados a simple vista y que son fáciles de ver por el individuo afectado, siendo la ansiedad uno de los más frecuentes.

“Inicialmente el estrés puede dinamizar la actividad de la persona provocando un proceso de incremento de recursos (atención, memoria, activación fisiológica, rendimiento), que hace aumentar la productividad. No obstante cuando este proceso de activación es muy intenso o dura mucho tiempo, los recursos se agotan y llega el cansancio, así como la pérdida de rendimiento para realizar tareas complejas o simples”, explicó Hurtado Arévalo.

Una persona con un nivel alto de ansiedad producido por su actividad laboral podría tener un deterioro en su salud y en su parte fisiológica generando consecuencias negativas, adquiriendo vicios como el cigarrillo y la bebida “En algunas profesiones estresantes existen tasas elevadas de alcoholismo y otras adicciones”, concluyó la psicóloga.

El estrés puede ser definido como el proceso que se inicia ante un conjunto de situaciones ambientales que recibe una persona, a las cuales debe dar una respuesta adecuada, poniendo en marcha sus recursos de afrontamiento. “Cuando la demanda del ambiente (laboral, social), es excesiva frente a los recursos para enfrentar el problema que posee normalmente el ser humano, se van a desarrollar una serie de reacciones adaptativas, que incluyen eventos emocionales negativos dentro de los cuales se encuentra la ansiedad, ira y la depresión”, explicó la psicóloga Paola Edith Hurtado Arévalo del Servicio Nacional de Aprendizaje, Sena.

Desde la entrada en vigor de la ley de Prevención de Riesgos Laborales, en 1995 se ha dado un impulso a los aspectos relacionados con la salud laboral, entre los factores desencadenantes de distintos problemas de salud, deterioro de las relaciones interpersonales, absentismo y disminución de la productividad se encuentra el estrés laboral.

A nivel cognitivo

. Preocupación.
. Temor.
. Inseguridad.
. Dificultad de decidir.
. Miedo.
. Pensamientos negativos de sí mismo.
. Temor a que los otros se den cuenta de sus dificultades.
. Pensamientos negativos sobre el actuar ante los demás.
. Temor a la pérdida de control.
. Dificultad para pensar.

A nivel fisiológico
. Sudoración.
. Tensión muscular.
. Palpitaciones.
. Taquicardia.
. Temblor.
. Problemas gástricos.
. Dificultades respiratorias.
. Sequedad en la boca.
. Dolores de cabeza.
. Mareo.
. Náuseas.

A nivel Motor

. Fumar, comer y beber en exceso.
. Intranquilidad motora.
. Ir de un lado a otro sin una finalidad concreta.
. Tartamudeo.
. Llanto.


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net