Miércoles, 18 Sep,2019
La Salida / SEP 09 2019 / hace 1 semana

Mujer América, un trabajo de investigación, creación y producción musical

El álbum de Martha Elena Hoyos reúne historias, leyendas y referencias a territorios sagrados en torno a personajes femeninos simbólicos.

Mujer América, un trabajo de investigación, creación y producción musical

Mujer América es el más reciente trabajo musical de la santandereana Martha Elena Hoyos, que contiene canciones con gran variedad de ritmos.

Recomendado: ‘Mujer América’ de la quindiana Martha Elena Hoyos está en Filbo 2019
 

¿Cuándo se lanza Mujer América?
A partir de marzo de este año dimos inicio a los conciertos de lanzamiento del primer álbum titulado Waykamarintia, en el Festival Nacional de Música de Ibagué y en el teatro de la Cruz Roja de Armenia. Para abril ya tuvimos listo el volumen II, Policarpa, y el lanzamiento del cd doble se realizó desde la Feria Internacional del Libro de Bogotá, con un gran concierto de apertura, talleres, y un trabajo de prensa nacional que se ha venido extendiendo a lo largo del año. Hasta el momento hemos realizado alrededor de 25 conciertos en Colombia. 

Cuéntenos un poco más de los dos álbumes.
Mujer América es el resultado de un trabajo de investigación, creación y producción musical, que comencé a realizar hace varios años cuando compuse una trilogía de obras dedicadas a mujeres representativas de las gestas libertarias. Estas canciones las presentamos en 2010, cuando se conmemoró el Grito de Independencia, y a partir de allí sentí que la tarea de composición podría ampliarse, remitiéndome a mujeres símbolo desde la época prehispánica, y haciendo un paneo por la historia y la leyenda de personajes femeninos y territorios sagrados de profunda identidad nacional y latinoamericana. El resultado es de 16 obras de mi autoría, y dos canciones de autores invitados: una del compositor Paz Martínez que presento en homenaje a Mercedes Sosa y otra del autor Ica Novo, que le canta a América en todo su contexto cultural.

¿Qué personalidades históricas se exaltan dentro de estos álbumes?
En el volumen I titulado Waykamarintia, se abre con un homenaje a este personaje de leyenda que refiere a la hija del Cacique Calarcá, una canción que bien puede ser un nuevo símbolo del Quindío. Está Madre Bachué el gran mito del pueblo Chibcha que nos invita a la reconexión con esta gran raíz indígena; incluye también un canto al Yuma, nacimiento del río Magdalena y su laguna madre; a La Gaitana, gran defensora de los pueblos indígenas en tiempos de Conquista; a las nodrizas africanas que cumplieron múltiples tareas en tiempos de Colonia, entre otras.  
El volumen II se titula Policarpa, obra que exalta a nuestra joven heroína de Guaduas fusilada a los 22 años, como sucedió con tantas otras mujeres que apoyaron las gestas libertadoras. A Manuela Beltrán, valiente mujer que se reveló contra el impuesto a la alcabala en plena plaza del Socorro; a Manuelita Saénz, quien avivó los ideales políticos de Simón Bolívar. También está aquí una obra que dediqué a Juanas y Adelitas, mujeres que asistieron la guerra.

Vea también: La poesía nadaísta llegó al Luis Vidales con Jotamario Arbeláez

¿Por qué decidió dedicar su disco a las mujeres?
Siempre me ha interesado trabajar en el tema de lo femenino. Las mujeres hemos sido portadoras de grandes revoluciones, hemos dado el primer paso en muchos episodios de la historia, hemos sostenido la vida mientras los hombres se matan. Y creo que la mujeres de hoy necesitamos conocer más el relato valeroso de quienes nos han precedido. Además, estas canciones están escritas poniendo el pasado en presente, para que nos miremos en estas historias y nos confrontemos ante ellas.

¿Qué mensajes a las mujeres están incluidos dentro del álbum?
Valor, arrojo, libertad, ternura, compromiso, honestidad, alegría, tenacidad, solidaridad, sentido de ofrenda por nuestros territorios sagrados, respeto.

¿Cuándo empieza sus primeros acercamientos con la música latinoamericana?
Desde la infancia, porque nací en una familia donde la música era cotidiana. Mi abuelo tocaba el tiple y cantaba coplas, bambucos y pasillos. Mi abuela era recitadora, mi madre siempre me cantó canciones colombianas, boleros, música gitana. Fui creciendo, con mi guitarra al hombro, seguí cantando y escuchando lo que nos llegaba de Chile, Perú, Argentina, Cuba. Luego llegó el tiempo de estar en la gestión cultural, tarea que comienza en el Quindío como realizadora de programas de radio y luego como directora de Cultura del departamento. Posteriormente como directora del Mono Núñez. A partir de allí comencé a trabajar con mayor conciencia y constancia en la investigación de las músicas del continente, aprendiendo de los cantores y poetas de la tierra.  

Vea otra salida: Un ‘Mantra’ con Estados Alterados

¿Qué variedad de ritmos vamos a encontrar en Mujer América?
Aquí están los ritmos originarios, como el Huayno que es el ritmo madre de los Andes. Por supuesto hay bambucos, aires de currulao y de cueca, vidalas, bagualas, son, pasillo, chuntunqui, sanjuanero. Es toda una gama de sonidos que interactúan entre andes, litorales, selvas.

¿Por qué Mujer América?
Porque en estas dos palabras está incluido mi propio mestizaje, el valor de las ancestras que respeto, las historias a las que pertenecemos; porque se trata de encarnar las herencias, reinventarlas y de apropiarse amorosamente de la tierra que nos acuna.

¿Podría considerarse este álbum como una recolección de toda su trayectoria artística?
Indudablemente. En Mujer América se unen muchos elementos de mi camino, de mis búsquedas poéticas, filosóficas, históricas, sociales y musicales.
 

Carolina Marín
LA CRÓNICA





 

 


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net