Sabado, 17 Nov,2018

Opinión / MAY 06 2018

¡El que paga para llegar… llega a robar!

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Sergio Fajardo, candidato presidencial de Coalición Colombia, uno de los más opcionados para ganar la presidencia de la República, fue elegido como alcalde de Medellín y gobernador de Antioquia y sin comprar un solo voto les ganó a los candidatos de Uribe y de Santos y fue escogido como el mejor alcalde en su momento y el mejor gobernador de Colombia. 

El viene explicando por todo el territorio nacional, que una de las causas de la corrupción empieza con la compra de votos en las campañas electorales, porque se ha convertido en algo normal, que, para llegar a algún cargo de elección popular, acostumbraron al pueblo a que tiene que ser comprándoles los votos. Y son verdaderas empresas electorales las que se montan en cada departamento del país.

Sabemos que en el año 2010 Odebrecht entregó recursos a la campaña del candidato del presidente Uribe, que era Juan Manuel Santos y en el 2014 también reciben recursos los candidatos Juan Manuel Santos con su fórmula vicepresidencial Germán Vargas Lleras y el candidato Iván Zuluaga. Esas campañas a su vez entregan recursos a senadores, representantes, gobernadores, quienes también reparten a candidatos a alcaldías, asambleas, concejos, etc. Pululan también recursos de contratistas a diferente nivel. Y hasta recursos oficiales para la compra de los votos (la mermelada). 

Lo que está sucediendo en el Quindío, es un claro ejemplo para explicar la frase título de este artículo. La Procuraduría le imputa cargos de malversación de fondos a la exgobernadora Sandra Paola Hurtado por celebrar indebidamente convenios interadministrativos ilegales por más de 36 mil millones de pesos entre la gobernación y las empresas Esaquín y Proviquindío. La sanción fue destitución a ella y a varios de sus colaboradores e inhabilidad para ejercer cargos públicos durante varios años.

Por otro lado, la Fiscalía, informó que se detectó en Armenia, un detrimento patrimonial del orden de 22 mil millones de pesos, que desaparecieron del erario público, de recursos recogidos del pago de la Contribución de Valorización de Armenia que habían aportado un buen número de contribuyentes.

Dentro de los implicados señalados están la exalcaldesa de Armenia Luz Piedad Valencia, su esposo quien se acogió a los cargos imputados y otras cinco personas que ya están detenidas. De esos recursos, dicen haberle entregado 6 mil millones de pesos a Carlos Mario Álvarez para que hiciera su campaña para la alcaldía de Armenia, con la condición de que, como alcalde, debía pagar esa plata con contratos de obras que se seguirían haciendo por valorización. También ya está tras las rejas y se investiga a concejales que aprobaron el proyecto de valorización. 
No venda su voto. No promueva la corrupción.

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net