Martes, 25 Sep,2018

Opinión / JUL 02 2018

Sí a la consulta

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

La, a todas luces anómala, situación política y administrativa a que tienen sometida a la bella Armenia, corroída por la corrupción desde hace tanto tiempo, sometida a la dictadura de una coalición perversa, compuesta por los mandos medios de siempre, al servicio de dos oscuras casas políticas, rotándose hasta la saciedad en los diferentes cargos públicos del departamento y que, ante los escándalos de ahora, desaparecen discretamente por una esquina para aparecer muy orondos por la otra en las listas eternas de nombrables, como la ‘renovación’, para reemplazar al mandatario en problemas, constituye prueba evidente que una consulta anticorrupción como la que se votará el próximo 26 de agosto está más que justificada.

Es necesario que la gente se pronuncie. Estamos cansados de los reiterados intentos hechos a través de iniciativas legislativas para hacer realidad un estatuto anticorrupción que permitiera un auto reforma del Congreso de la República, todas fracasadas, evidenciando el poco o ningún interés de parte de esta entidad beneficiaria de tantas corruptelas.

Que se limiten los períodos a máximo tres por corporación de elección popular, en esta ‘eternocracia’ de la clase política nuestra, que se reduzcan los salarios de los congresistas, que se establezcan pliegos estandarizados para que las licitaciones no se elaboren a la medida de los contratistas venales, que se tenga que rendir cuentas, de lo que se tiene y de lo que se hace como servidor público, que la sala de la casa no sea el sitio de reclusión los condenados por corruptos, entre otras medidas, son aspiraciones evidentes de la mayoría de colombianos.

Que faltan más medidas, para atacar la corrupción ¡claro que sí!, pero no podemos pretender que en una sola consulta se abarque todo, se resuelva todo, se contemplen todas las hipótesis, se erradique de cuajo una endemia que ha echado fuertes raíces en nuestra sociedad. Mucho habrá que hacer, por ejemplo, en materia de reforma a la justicia y al sistema electoral, pero debemos empezar a caminar en ese sentido y este es un buen comienzo. A los que dicen que vale mucho la consulta les recuerdo que cuesta mucho más la corrupción.

Seguramente se tendrá una oposición a la consulta anticorrupción por cuenta de muchos ingenuos que confunden la consulta con una bandera partidista, o de los usuarios y rentistas del viejo país beneficiarios de estas prácticas corruptas. Esta consulta popular no será para todos, pero el éxito del Sí beneficiará a los empresarios que no pueden acceder a la contratación con el Estado, a los estudiantes que reclaman por mejor educación, a los trabajadores, y en general a esa inmensa masa anónima de personas que necesitan del apoyo del gobierno para acceder a un futuro esperanzador y que ven amenazada esas aspiración cuando terminan pagando de una u otra manera los 50 billones anuales que cuesta esta corruptela. 

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net