Editorial / AGOSTO 10 DE 2022

Retroceso

Haber quitado el bicicarril que bordea el parque Fundadores fue un error, creer que la solución es delimitarlo sobre el andén es absurdo. 

Retroceso

Por indicación del estudio de movilidad, contratado por la alcaldía de Armenia con la Universidad del Quindío, el alcalde José Manuel Ríos Morales autorizó retirar las tachas con las que se segregó un tramo del bicicarril a un costado del parque Fundadores. Craso error.

El alcalde acató la opinión de expertos que, a todas luces, no parece haber sido la correcta. Pero, y eso si lo puede evitar el alcalde capitalino, la recomendación de suprimir el carril exclusivo para ciclistas va a acompañado de la sugerencia para demarcar el carril sobre el andén, ese sería otro error, con tintes de alcaldada. 

Se eliminaron varios metros que les garantizaban seguridad a los biciusuarios para que los incultos conductores de carros y motos se apoderaran de un carril de la 13A casi todo el día. Retrocedió la ciudad. Si no hay zonas azules, a los motoristas los deben obligar a usar parqueaderos y no permitirles estorbar como lo suelen hacer, incluso en esa zona que, por ser de servicios médicos, debería tener un flujo vial ágil y permanente.

Comparendera en mano ojalá permanezcan unos días los agentes de Setta en la zona, no puede haber un solo vehículo estacionado por fuera de las bahías diseñadas para tal fin en el sector. Tal vez, así, los malos conductores hagan cuentas y encuentren más rentable pagar dos mil o a los sumo cuatro mil pesos de parqueadero y no cuatrocientos mil de una multa. 

Claro, es imposible mantener conos, cintas o agentes de tránsito todo el día allí. Las ciudades son mejores si las habitan mejores ciudadanos, no si en cada esquina hay un policía, un funcionario de la secretaría de Gobierno, un bombero, un miembro de la Cruz Roja y un guarda de tránsito.

Qué ironía, un grupo de ciudadanos recuperó el parque, con la ayuda de EPA, la alcaldía y empresas del sector privado, y las recomendaciones del estudio de movilidad indujeron el caos en esa transitada vía. Lástima, mientras las ciudades modernas se piensan para estimular el uso de bicicleta, medios de transporte con energías limpias y para que los peatones las recorran, aquí se dio un paso atrás. 

Se equivocan quienes creen que el bicicarril es un error porque peatones han tropezado con las tachas y se han caído; los lesionados ha sido por incultos, por evitar el uso de las cebras, hacen parte de un grupo de temerarios y torpes ciudadanos que optan en moto o a pie por atravesar las calles por encima de separadores y pasar, como sucede en Fundadores, el semáforo peatonal en rojo.

Tampoco tienen razón quienes argumentan que el bicicarril es un error porque su uso no es masivo, así sean diez los ciclistas que lo usan en un día, son diez vidas protegidas, son personas que se están regalando salud y están contribuyendo con el cuidado del medio ambiente. Increíble que se arremeta contra un bicicarril porque pocos ciclistas lo usan, pero se guarde silencio ante decenas de conductores con sus carros y motos estorbando en las vías de la ciudad. 

La solución, cuando se tiene dolor de cabeza, no es cortarse la cabeza, pero así lo sugirió el estudio de movilidad en lo que tiene que ver con Fundadores. Se perdieron doscientos metros de bicicarril, pero se ganó un parqueadero a cielo abierto, de un carril, para carros y motos. Retroceso.

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net