Siembran alimento y cosechan vida: ¡Dios les pague!

Favorito

Los labriegos son custodios de la vida misma, porque cuidan el campo desde el momento en el que preparan la tierra, cultivan los productos y recogen la cosecha que pasará a ser nuestro alimento. Sin ellos la vida en la ciudad no sería posible. Los campesinos hacen que el campo viva a pesar de que no reciben el mejor trato ni del gobierno ni de los compradores. Ellos están ahí, por encima del bien y del mal haciendo lo que saben hacer, para que a nuestras mesas pueda llegar el ‘combustible’ para vivir. Son solidarios: durante esta pandemia han compartido sus productos con los más necesitados. Los campesinos son amables, descomplicados, pero siempre francos, no callan nada que les disguste. Tienen esa sabiduría popular que es necesario escuchar y atender. Por todo eso y por mucho más hoy exaltamos su gran valor para la sociedad y les decimos: ¡Dios les pague!


Reductores de velocidad que podrían ‘acelerar’ la muerte

Reductores de velocidad que podrían ‘acelerar’ la muerte

Bancos llenos y una parte del comercio vacío en el centro de Armenia

Bancos llenos y una parte del comercio vacío en el centro de Armenia

Urgen esterilizaciones masivas para controlar la sobrepoblación de perros

Urgen esterilizaciones masivas para controlar la sobrepoblación de perros

¡Felicidades al municipio de hombres libres por su cumpleaños 136 de fundación!

¡Felicidades al municipio de hombres libres por su cumpleaños 136 de fundación!

Armenia se vistió de amarillo, azul y rojo para conmemorar el 7 de agosto

Armenia se vistió de amarillo, azul y rojo para conmemorar el 7 de agosto

Chimeneas móviles que transitan sin Dios y sin ley por Armenia

Chimeneas móviles que transitan sin Dios y sin ley por Armenia


logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net