Cuando pasaba un arriero, el progreso lo acompañaba

Favorito

Fueron pioneros del desarrollo económico porque caminaban enormes distancias con sus mulas para llevar los abarrotes y la mercancía de todo tipo de un lado a otro, cuando todo estaba por hacer.

En años remotos en los que no había carreteras en Colombia y todo se movilizaba por los caminos de herradura, unos 200 arrieros iban de Manizales hasta La Dorada, Caldas, para llevar las mercancías que embarcaban por el Río Magdalena con rumbo a Barranquilla. Pero al llegar a Herveo, Tolima, decidieron hacer un paro para exigirle a los dueños de las mulas un mejor pago en sus salarios. Aquel hecho narrado se constituyó en el primer paro de transportadores que hubo en el país, según lo relata Ómar Morales Benítez en su libro titulado La gesta de la arriería. 

En aquella época existían propietarios de esos animales que eran tan adinerados que podían compararse, según José Jaramillo Mejía, con lo que sería hoy el dueño de una gran flota de buses. “Uno solo podía tenía 200 o 300 mulas y contaba con arrieros que trabajaban a sueldo”.


Premiaron a los mejores deportistas de Quindío en 2019

Premiaron a los mejores deportistas de Quindío en 2019

Iglesias cristianas y evangélicas reiniciaron sus cultos en Armenia

Iglesias cristianas y evangélicas reiniciaron sus cultos en Armenia

La comunidad volvió a disfrutar de las ciclovías

La comunidad volvió a disfrutar de las ciclovías

“Pasar por el túnel, una sensación impresionante”: Fernando Jaramillo

“Pasar por el túnel, una sensación impresionante”: Fernando Jaramillo

Maniobras peligrosas en la vía son el pan de cada día en Armenia

Maniobras peligrosas en la vía son el pan de cada día en Armenia

Autocuidado en Armenia, sin distanciamiento queda a medias

Autocuidado en Armenia, sin distanciamiento queda a medias


logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net