Inicio / Economía / JUL 31 2020 / 2 semanas antes

10 hoteles operan a la fecha en Quindío; últimos ajustes en protocolos

Favorito

Autor : Redacción

10 hoteles operan a la fecha en Quindío;  últimos ajustes en protocolos

La ocupación de los hoteles se está dando con reserva previa y los huéspedes deben cumplir también con protocolos.

Este jueves fueron presentados los protocolos de bioseguridad de los moteles de Armenia a la administración municipal para su reactivación.

El ministerio de Salud expidió la resolución 1285 de 2020, que adopta el protocolo de bioseguridad específico para los diferentes tipos de alojamientos: hoteles, apartahoteles, centros vacacionales, otros tipos para visitantes y por horas, y parques para vehículos de recreación. 

En el departamento ya se ha venido adelantando un ejercicio previo a la expedición de esta norma, basándose en las resoluciones 666 y 749, por lo que ahora solo queda hacer los ajustes adicionales que determine la resolución 1285. LA CRÓNICA habló con representantes de hoteles, alojamientos rurales y moteles sobre el alistamiento para su operación. 
 

10 hoteles ya operan en Quindío

María Nelly Aponte Valencia, directora ejecutiva de Cotelco capítulo Quindío, indicó que el gremio adelantó un programa de asistencia técnica y certificación con QCR para montar protocolos con auditaje y con plena garantía para una agencia de viajes nacional e internacional, lo que va a ser muy importante en la reactivación. 

“En Quindío, 8 alojamientos —7 afiliados y uno sin afiliar— cuentan con el sello de bioseguridad Juntos contra el COVID. Fuera de eso, otro grupo de empresarios trabajó con asistencia técnica de las alcaldías, cámara de comercio y el Sena, y están listos. Hay un grupo de 10 hoteles en el departamento que está prestando ya el servicio”. 

Anotó que hay muchos otros que ya están listos con sus protocolos, pero que no han aperturado ante la incertidumbre de que en le momento no hay transporte aéreo ni terrestre y por ende no hay turistas. 

“El problema en este momento es de falta de ingresos y volver a abrir un hotel representa darle mantenimiento, volver a contratar personal y si no llegan los huéspedes es mucho más crítico el panorama hotelero”. 

Explicó que todo el que se quiera hospedar lo puede hacer, la restricción depende del municipio. “Por ejemplo, si un empresario en Salento quisiera prestar el servicio, por ley lo puede hacer, pero está condicionado a que la alcaldía tiene restricción en la movilidad”. 

Desde uno de los hoteles que ya opera indicaron que aún no está abierto completamente y tienen huéspedes que llegan con reserva previa. “Tenemos un protocolo aplicado en el hotel, así como uno que se le envía al huésped en el momento de la reserva para que sepa desde antes de llegar qué va a encontrar para que se sienta seguro”. 

Recomendado: La mayor actividad económica de Salento se concentra en los alojamientos; avanza piloto

Relataron que quienes a la fecha se hospedan hacen parte de las excepciones nacionales, sobre todo quienes se desplazan a adelantar trabajos en el departamento debido a la movilidad restringida. 

Antes de la cuarentena, debido al bajo flujo de visitantes, dejaron de operar. Reabrieron desde el 6 de julio y están listos para contar con la certificación de Cotelco. “La reapertura ha sido muy lenta, es un promedio de 3 habitaciones diarias, lo máximo que hemos llegado a tener son 7 habitaciones. Esperamos que se reactive muy pronto y que la gente conozca que estamos preparados para recibirla”.  
 

Trabajo conjunto de actores del turismo 

La dirigente gremial anotó que han tenido varias reuniones con los distintos actores del sector turismo para analizar la apertura. “Hemos visto la incertidumbre porque el gobierno anuncia apertura para determinada fecha y cuando menos piensa amplía los tiempos de cuarentena basados en la curva de la enfermedad y en eso somos muy respetuosos”. 

En ese trabajo en bloque de los gremios se está solicitando para el departamento un pico y cédula unificado, que de acuerdo con la calificación que se tiene en cada municipio de COVID se tomen decisiones de pilotajes y acompañamiento a los empresarios para la apertura y avanzar en la movilidad.

“Mientras no haya apertura interdepartamental o autorización a los vehículos a entrar a los municipios, el tema de hotelería, por más que nos permitan estar abiertos o tengamos los protocolos al día, las mismas circunstancias no nos permiten tener huéspedes y continúa la falta de ingresos y la pérdida de empleo”. 

 

Alcaldes con la llave de la reapertura de los moteles

Ayer en horas de la mañana fueron presentados, con las sugerencias dadas al sector desde el gobierno nacional, los protocolos de bioseguridad por parte de diferentes propietarios de moteles de Armenia a las secretarías de Desarrollo Económico y de Salud de la ciudad, para que el documento sea analizado por el gobierno municipal y este —después de la resolución 1285, emanada por el ministerio de Salud y Protección Social, el pasado miércoles—, dé el permiso para la reapertura de estos establecimientos.

Según administradores de los lugares, las pérdidas financieras desde el inicio de la cuarentena, en marzo último, ascienden a más de $100.000.000.

Por lo anterior los moteles de la capital de Quindío esperan la autorización para reiniciar sus labores.

Las medidas

Julio César Tamayo Restrepo, administrador de 2 moteles de la capital quindiana, explicó: “Son 2 protocolos, el primero es para los usuarios, desde que la pareja llegue a la portería de los moteles deberá tener el tapabocas puesto —la que no lo tenga no podrá ingresar—, seguidamente es dirigida a uno de los cuartos, que tiene garaje, allí las llantas del vehículo pasan por tapetes que contienen amonio cuaternario, igual habrá uno para los zapatos de las personas. Al ingresar al cuarto, los clientes encontrarán todo un sistema de señalización, el cual les indicará donde podrán lavarse las manos, donde está ubicado el antibacterial. Los famosos jabones pequeños fueron retirados y a cambio se instaló dispensadores de jabón.

Sobre la desinfección del cuarto, anotó: “Después de que los clientes se retiren, por lo menos 30 minutos después, uno de nuestros colaboradores ingresará usando un traje antifluido y vaporizará con amonio cuaternario el lugar y se dejará encerrado el químico por lo menos una hora. Después de esto, la camarera, con todas las disposiciones de bioseguridad, ingresará y recogerá las telas y organizará el cuarto. Las sábanas, fundas, toallas y almohadas son lavadas con los detergentes exigidos por el ministerio de Salud y Protección Social y vaporizadas. El material desechable personal es dispuesto en bolsas color rojo de riesgo biológico para su posterior desecho protocolario. Los moteles en la ciudad tienen entre 30 y 40 habitaciones”.

De su interés: Balsaje turístico podría reactivarse en septiembre

Acerca del pago del servicio, aseguró: “En ningún momento los usuarios tendrán contacto con nuestros trabajadores, los cuartos tienen una caja con doble fondo, donde depositarán el dinero y avisarán que este está allí y al otro lado, el funcionario recoge el pago y lo desinfecta. Si tiene que devolver, todo tendrá la bioseguridad correspondiente. Si pagaran con tarjeta débito o crédito, el datáfono es entregado en una bolsa, como nos explicó el Sena, y de inmediato se verificará la cancelación y se recibirá el dispositivo de la misma manera que fue entregado”.

Frente al protocolo para sus empleados, dijo que “tendrán un registro diario de su estado de salud, en qué vehículo llegan, la desinfección de zapatos, lavado de manos constante y uso de tapabocas, además del distanciamiento social entre compañeros”.

Desde algunos moteles ubicados en la vía que de Armenia conduce a Montenegro, manifestaron que están de acuerdo con las medidas especificadas en el documento que será entregado a la alcaldía y aseguraron que en los más de 4 meses de la declaratoria de emergencia sanitaria, económica, medio ambiental y social, han perdido más de $100.000.000, pero a pesar de esto, la mayoría de los establecimientos ha sostenido el personal.

Tras conocer la resolución 1285 del gobierno nacional, los moteles esperan la pronta acción por parte de las alcaldías y la decisión sobre la reactivación del sector, toda vez que este señala la vía libre de apertura a las funciones comerciales de estadía por horas CIIU 5530, en las localidades no COVID o con categorías baja o media. 
 

Protocolo será analizado por la alcaldía

Margarita María Ramírez, secretaria de Desarrollo Económico de la ‘Ciudad Milagro’, indicó que sacaron conclusiones importantes durante una reunión realizada el pasado martes, y una de ellas fue la solicitud de reducir el documento que aportaba los protocolos, el cual tenía cerca de 40 folios, para que de manera integral, —administración municipal y empresarios del sector—, se pueda llegar a la aprobación y reactivación de los moteles.
 

Alojamientos rurales, listos para operar

Susana Restrepo, vocera de los alojamientos rurales en Colombia, dijo que estaban a la espera de los protocolos y están de acuerdo con los mismos. Indicó que ya venían trabajando con la resolución 749, por lo que no deberán hacer grandes cambios en lo que han preparado hasta ahora.

“Hay una parte de nuestras peticiones que no queda muy cumplida por el gobierno nacional y es el hecho de que dé una instrucción a las alcaldías de acatar el último decreto nacional, donde se establece que los municipios con baja afectación COVID o no COVID pueden dar paso a la reapertura”. 

Agregó: “La actividad de hotelería es exceptuada en municipios no COVID o de baja afectación por el gobierno nacional en el último decreto. Es decir, es una actividad que se debe permitir. Y si las alcaldías no la quieren permitir deben primero pedir autorización al ministerio del Interior con argumentos de validez”. 

Anotó que los hoteles rurales están cerrados, no por falta de demanda o porque no se cumplan los protocolos, sino porque está restringida la movilidad en el territorio nacional. En Quindío son cerca de 400 alojamientos rurales, según indicó la vocera. 
 

Ajuste de protocolos con la nueva resolución

María Nelly Aponte Valencia, directora ejecutiva de Cotelco capítulo Quindío, aclaró que los protocolos aplicados y aprobados bajo la resolución 749 siguen vigentes, lo que hay que hacer son los ajustes, mientras que los que hasta ahora vayan a iniciar la implementación de los protocolos deben acogerse a la 1285. 

Dentro de las medidas se encuentran las básicas como el distanciamiento social mínimo de 2 metros, uso de tapabocas, realizar el cuadro epidemiológico de cada huésped, desinfección de calzado y manos, así como toma de temperatura a la entrada del establecimiento.

“Tanto empleadores como empleados deben conocer qué hacer en caso de que se detecten síntomas del virus. Hay que hacer formularios que puedan dar cuenta de a qué hora entró, dónde vive, la temperatura corporal al entrar. La recepción es fundamental”. 

El servicio de alimentación debe realizarse, tanto en mesa como habitación, estilo hospitalario. En el caso de prestar servicio bufé, se deben tener medidas como poner un separador entre la comida y las personas e implementar servicio asistido por un único trabajador. 

La resolución 1285, a diferencia de la 749, establece protocolos para las habitaciones donde se debe priorizar la ventilación natural y en caso de contar con aire acondicionado, garantizar el mantenimiento y desinfección periódica. 

También se deberá tener a disposición elementos de cuidado personal, utilizar protectores antifluidos para colchones y almohadas; definir capacidad máxima por habitación para garantizar distanciamiento físico, en hostales no se permite el uso de camarotes y se deben realizar procedimientos de recolección de residuos con mayor frecuencia a la que se venía efectuando. 

Los establecimientos por horas —como moteles— deben garantizar entre cada uso de las habitaciones cambio total de sábanas, almohadas, tendidos, toallas y demás elementos dispuestos para el uso de los clientes. 

“Aquí hay un compromiso más, no solo es implementar los protocolos, sino aplicarlos siempre, que los empleados que se contraten los conozcan. Esta herramienta nos va a permitir estar listos, para que cuando cada uno quiera prestar el servicio pueda hacerlo. La responsabilidad del gremio es seguir construyendo confianza y responsabilidad en salubridad, tanto para trabajadores como huéspedes”. 

 



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net