Inicio / Región / JUN 29 2020 / 1 mes antes

Calarcá, 134 años de historia

Favorito

Autor : Uriel Salazar Ceballos

Calarcá, 134 años de historia

Monumento al Cacique Calarcá, con el fondo de Peñas Blancas

Este lunes, cuando se cumplen 134 años de la fundación de Calarcá, con el propósito de reafirmar la identidad y pertenencia de sus hijos raizales y pobladores, así como de brindar información a quienes la visitan, quiero recordarles que el hecho se cumplió el 29 de junio de 1886.

En circunstancias como ésta, conviene precisar que el territorio de 21.923 hectáreas que abarca el actual municipio, en el momento fundacional, formaba parte del departamento del Gran Cauca. El 26 de febrero de 1890, el concejo de Salento lo reconoció como corregimiento; en 1904, según la ordenanza 034, fue erigido como distrito —municipio— por parte de la Asamblea del Gran Cauca al que pertenecía; luego integró el transitorio departamento de Manizales, posteriormente el de Caldas y, desde 1966, es orgullosamente quindiano.

La fundación fue protagonizada por los señores Segundo Henao, Román María Valencia, Jesús María Buitrago, Baltasar González, Luis Tabares, Pedro Flórez, Francisco Vásquez, Juan de Jesús Herrera y Pedro Osorio, a quienes hoy se rinde testimonio de reconocimiento.

Lea también: 
Aquellos bares cafés del Quindío, aquellos factores de identidad

También merecen mención especial su primer alcalde Benjamín Palacio; el autor del himno, Eduardo Isaza; el compositor del mismo, Rafael Ruiz; así como Jaime González Valencia, creador de la bandera y el escudo del municipio, insignias que fueron acogidas por medio del acuerdo No 17 de 1973, siendo alcalde Darío Jaramillo Jaramillo.

Sí, en el estadio se inmortaliza el nombre de Guillermo Jaramillo Palacio; el polideportivo conocido con el nombre de El Cacique, oficialmente se llama Benjamín Ortiz Palacio, según decreto 508 del 20 de mayo de 1989.
 

Templo, parque y mercado de Calarcá en 1904, cuando apenas tenía 18 años 

Probando que los pueblos pueden mostrar su historia a través de las huellas arquitectónicas dejadas en el pasado, en Calarcá ha habido desarrollos en esta materia, los cuales ofrecen llamativos contrastes de construcciones de tapia, guadua, madera y bahareque, representativa del proceso de colonización, con edificaciones resultantes del proceso evolutivo que usa materiales, formas y estilos modernos, tanto en el sector público, como en el privado.

Gracias a ésto, 134 años después, Calarcá luce los atractivos de una ciudad intermedia que, gracias a la principal característica de sus gentes, ha merecido los títulos de ‘Villa del Cacique’, ‘Cuna de Poetas’, ‘Antena Cultural del Viejo Caldas’, ‘Meridiano Cultural del Suroccidente Colombiano’, ‘Corazón Vial de Colombia’ y ‘Puerta de entrada al Paisaje Cultural Cafetero’, siendo la ciudad que, en proporción al número de sus habitantes, le ha dado al país la mayor cantidad de escritores, poetas y periodistas.

Tan destacado ha sido el civismo de los calarqueños, que fue perennizado en los versos del himno: “en matronas de noble linaje que en civismo no tienen rival”.
 


Templo, parque y mercado de Calarcá en 1904
 

Calarcá conserva uno de los patrimonios arquitectónicos más importantes del Paisaje Cultural Cafetero

En la carrera 23 con calle 38 del centro de la ciudad se encuentra ‘Cuatro Esquinas’, donde confluye igual número de vías bordeadas por casas construidas en bahareque.


Carera 23 con calle 38, municipio de Calarcá


 

En otros sectores, la modernidad enmarca la tradición, como en la calle 37 

Simultáneamente, la impronta de las mejores plumas y gargantas reclama su actualidad, razón por la cual se evocan glorias anteriores y se prepara el futuro de nuevos voceros de la cultura y el arte a través del Encuentro Nacional de Escritores Luis Vidales Jaramillo, aprovechando estructuras como el parque-monumento Baudilio Montoya, la Casa de la Cultura Lucelly García de Montoya, el teatro Yarí y el Jardín Botánico con su Mariposario.

Por sus características, este evento ha sido catalogado como el más importante del país, por desarrollar fases tan impactantes en la comunidad como la educativa en las instituciones académicas y penitenciarias, a la que se integran los conversatorios con los más destacados escritores del país, quienes además, con el propósito de descentralizar el encuentro y ampliar sus beneficios, visitan otros municipios del Quindío.


 

Calarcá se asoma al futuro desde su posición geoestratégica en medio del ‘Triángulo de Oro’ del desarrollo nacional, aprovechando las ventajas del intercambiador vial de Versalles.

Por su parte, la Fiesta Nacional del Café, con el Festival Folclórico Álvaro Hincapié Palacio, el desfile del yipao, la Feria Artesanal de Occidente, las Rondas Cafeteras y los tradicionales reinado popular y nacional del Café, cuando las circunstancias lo permitan, continuarán convocando a nacionales y extranjeros a estos eventos que se realizan en el marco de las fiestas aniversarias, probándoles a los visitantes y turistas, que el don de gentes es proverbial y que la acogida que dispensan los calarqueños, es característica de los hijos de esta tierra.

De su interés: Quindío vive en su poesía

Reconocimiento a la comunidad y sus autoridades por los logros alcanzados en estos 134 años. Agradecimiento a los exalcaldes y funcionarios que han orientado el destino del municipio, así como a las entidades, educativas, deportivas, gremiales, de socorro, cívicas, comunitarias, civiles, militares, policiales y de control.

Gloria a las instituciones religiosas sin que importe su credo y éxitos para todos en las realizaciones por venir.

Con estas motivaciones, debe acogerse con entusiasmo el ordenador vial de Versalles, con su puente Helicoidal, obra complementaria del Túnel de La Línea que, acortando la distancia y disminuyendo el tiempo entre Calarcá y el centro-oriente del país, contribuirá, al progreso y desarrollo integral del Eje Cafetero.



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net