Jueves, 21 Jun,2018

La Salida / JUN 07 2018 / Hace 14 Dias

“Creer en el Dios de todos choca con los otros dioses”: Luis Montenegro

El escritor y periodista estuvo en la ciudad de Armenia presentando su más reciente obra. 

“Creer en el Dios de todos choca con los otros dioses”: Luis Montenegro

Luis Antonio Montenegro, escritor de Adán murió en el lado equivocado del paraíso.

Luis Antonio Montenegro, periodista y escritor caleño,  estuvo en Armenia presentando su más reciente obra Adán murió en el lado equivocado del paraíso, un libro que trata desde su visión, la creación del universo, encarnada en un Adán terrenal, que se cree el religioso. 

¿A qué se debe su visita a la ciudad?

Fui invitado a Armenia —tierra donde me formé por Manuel Gómez Sabogal— para participar de una serie de eventos desarrollados alrededor del Gran outlet de libros, que se realizó en el Calima y para hacer un lanzamiento de mi novela, presentada en la Feria Internacional del Libro de Bogotá, Filbo, 2018. 

Comentaba que se formó en esta tierra, cuéntenos un poco sobre su origen, ¿de dónde es?

Nací en Cali, pero a los tres años me trajeron para Armenia y pasé toda mi infancia y juventud en la capital quindiana. 

Está presentando su más reciente obra, ¿de qué se trata?

Adán murió en el lado equivocado del paraíso es una novela corta en la cual hay un personaje, que es Adán, un maestro de escuela que se cree el personaje bíblico y empieza a vivir esa historia en sueños y a adquirir una serie de poderes, como hablar en lenguas.

De esta manera se desarrolla la novela, con una serie de reflexiones sobre el hombre y la creación, es una literatura poética.

Vea también: “El ego, la debilidad más grande de los hombres con talento”

¿En qué se inspiró para escribirla?

Hace un rato me hacían la misma pregunta y yo hacía la siguiente reflexión, más que inspiración, una serie de asuntos, un rompecabezas que implicó mucho trabajo, ya que tenía bastante información de los temas. La novela está hecha sobre la base de un estilo crónica, en cuanto a la investigación.

La analogía es la siguiente: cualquier periodista que entre a la crónica tiene que hacer un análisis de los hechos a cerca de los sucesos que quiere relatar allí, yo hice lo mismo y recopilé la información, empecé a depurarla y armé el rompecabezas de todo lo que esa información me dio. 

¿Cree en Dios?

Yo no creo en el Dios de los cristianos, pero entonces quiero saber de cuál estamos hablando, el de los cristianos, los musulmanes, los judíos, los dioses orientales, ¿en cuál? 

En el Dios de todos.

Creer en el Dios de todos choca con los otros dioses.

Lea también: Uriel Salazar, ni escritor ni periodista, un curioso por la información

¿Cree en algún Dios?

Yo creo en las maravillas del universo. 

¿Piensa que su novela puede polemizar con las creencias religiosas?

Es una novela polémica, filosófica y crítica. Alguien decía que cuando quieres hacer amigos y enemigos tienes que exponer el pensamiento, así que lo doy a conocer y he recibido hasta el momento muy buenas críticas, pero también habrá opiniones encontradas y eso me encanta, porque pienso que lo que nutre al ser humano es la posibilidad de confrontar libremente sus diferentes posiciones ideológicas, sociales, credos, etc. 

¿Para quiénes está dirigido el libro?

Está dedicado a la mujer. 

¿En dónde se puede encontrar?

En la librería Baldor y fuera de Armenia en las librerías Panamericana y Nacional.

Vea también: Jairo Buitrago, escritor e ilustrador

¿En qué otros proyectos está trabajando?

Vamos a hacer una segunda edición con una revisión ampliada de un libro de poesía que se llama Gaia, luego viene la segunda novela de la triada, que se llama Mi segundo hermano Abel. Estamos proyectando sacarla en Filbo 2019.

No he publicado, pero sí he escrito mucho, así que tengo otras novelas ahí, vamos a ver qué se va haciendo con calma. 

De la trayectoria que lleva como escritor, ¿ha recibido algún reconocimiento o ha participado en convocatorias?

No, no he concursado en ningún premio ni pienso hacerlo, creo que una de las cosas que éticamente más ha dañado al hombre, es la concepción consumista y mercantil de la vida. No quiero ser objeto de consumo. 

¿Qué le hace falta por hacer?

Seguir escribiendo.


Lily Dayana Restrepo 
LA CRÓNICA


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net