Martes, 16 Jul,2019
Salud / AGO 02 2018 / hace 11 meses

La boca no es un sistema aislado; por eso es necesario prevenir sus enfermedades

Autor : Lorena Zapata López

La periodontitis puede llegar a afectar la salud general, ya que aumenta el riesgo cardiovascular, diabético o de partos prematuros.

La boca no es un sistema aislado; por eso es necesario prevenir sus enfermedades

La enfermedad periodontal es de tipo infecciosa causada por bacterias presentes en la boca que afectan los tejidos que soportan a los dientes. Empieza con la gingivitis la cual afecta únicamente a la encía y es un proceso reversible, cuya principal señal de alerta es el sangrado. Si el proceso continúa en el tiempo podría desembocar en una periodontitis e incluso provocar la pérdida del diente. De este tema habló para LA CRÓNICA la doctora Tatiana María Saa Blanco, odontóloga periodoncista, quien alertó sobre la importancia de la prevención y los tratamientos necesarios para combatir la enfermedad. 

¿Cómo se produce la enfermedad?

El origen de las enfermedades de las encías es placa bacteriana. La primera enfermedad que da se llama gingivitis, que es inflamación y sangrado de las encías. Las encías no deben sangrar nunca. Cuando hay sangrado hay enfermedad. Es el signo más importante que una persona debe tener en cuenta al cepillarse, usar seda dental o cuando sangra espontáneamente, ya que, de ocurrir significa que hay bacterias por debajo de la encía y están produciendo enfermedad. Después de que la gingivitis está establecida y se hace una consulta odontológica, se limpia y vuelve a estar sano.

Si no hace nada y la gingivitis continúa por mucho tiempo, esa inflamación produce que la encía se afloje y se adhieran más profundamente las bacterias, originando toxinas que reabsorben el hueso, provocando enfermedad periodontal, periodontitis o lo que antes se conocía como piorrea. 

¿Tiene otras implicaciones más graves a nivel de salud?

Todas las enfermedades periodontales sean leves, severas o agudas son factores de riesgo, no solo para patologías cardíacas, sino para amenaza de parto prematuro o bebés bajos de peso. Quienes han sufrido un infarto o son pacientes cardíacos por algún motivo —válvulas cardíacas o stents— y presenta la enfermedad periodontal sin diagnosticar, al cepillarse o al tener algún procedimiento que involucre sangrado, se va a producir algo que se llama bacteremia que conduce las bacterias al torrente sanguíneo hasta la posibilidad de llegar a las válvulas cardíacas o donde haya algún daño, colonizando y produciendo una endocarditis bacteriana que se trata de una infección cardíaca que puede llegar a ser mortal. Para estas personas se recomienda tener controles periodontales frecuentes para que no vayan a tener episodios de abscesos o sangrado abundante que vaya a poner en riesgo su salud. Asimismo, se recomienda a las mujeres embarazadas que consulten para descartar que tengan la patología ya que han sido relacionados muchos niños bajos de peso o partos prematuros con mamás que padecen la enfermedad periodontal. 

¿Cómo se pueden prevenir?

Con una correcta higiene bucodental, revisiones periódicas en consulta semestral preferiblemente, ya que lo más importante es establecer un diagnóstico precoz de dichas enfermedades para evitar riesgos mayores. 

¿Cómo controlar la enfermedad?

Es fundamental mantener un control físico y profesional de la placa bacteriana o biofilm oral. A nivel físico con una correcta técnica de cepillado y uso de seda dental. En cuanto al control profesional se basa en el tratamiento especializado de la enfermedad, revisiones periódicas y mantenimiento.

¿Qué factores favorecen la evolución de la gingivitis a periodontitis?

Los factores genéticos, bacterias con mayor capacidad patogénica, estrés,  medicamentos que producen un sobrecrecimiento gingival, pacientes fumadores, malos hábitos de higiene bucal, dientes en mal posición y restauraciones mal ajustadas. Los pacientes diabéticos deben tener un examen periodontal desde que se diagnostica su enfermedad porque son pacientes que no cicatrizan muy bien y tienen riesgo de que la enfermedad avance con mayor rapidez. Todos estos factores pueden producir un progreso sustancial de la patología. 

¿Cuál es el tratamiento?

La enfermedad periodontal tiene tratamiento, más no cura pero se puede mantener controlada. El tratamiento lo realiza un especialista en las encías que se llama periodoncista. Para la gingivitis se realiza una profilaxis profesional (limpieza de boca), y raspaje y alisado radicular en el caso de la periodontitis, que consiste en limpiar por debajo de la encía. En algunas ocasiones es necesario la realización de cirugías periodontales para limpiar el biofilm presente en las raíces de los dientes. La enfermedad se detiene, pero hay que tener citas de control y mantenimiento cada 3 a 6 meses. Lo ideal es que no supere los 6 meses porque es el tiempo en que la enfermedad vuelve a activarse.  La patología se detecta con una valoración periodontal que se conoce como sondaje periodontal o medida de las encías.

¿A qué edad hay mayor riesgo de padecerla?

Después de los 30 años ya no son tan usuales los problemas de caries y hay una incidencia mayor en enfermedades de las encías. Hay unas enfermedades periodontales que pueden dar en niños y jóvenes, pero tienen unos antecedentes genéticos los cuales causan mayor susceptibilidad a la enfermedad. Están asociadas a síndromes y problemas sistémicos relacionados con otras enfermedades.
 

“Hay que controlar con medicamentos”

Luisa Fernanda Robledo Ibáñez, odontóloga general en la parte clínica con especialización en administración hospitalaria, quien actualmente ejerce en la universidad del Quindío habló de los microorganismos que habitan en la boca, dos tipos de bacterias, las aerobias y las anaerobias. Las primeras necesitan oxígeno para vivir, las segundas no, y al respecto manifestó: “Es un proceso normal y el cuerpo inmunemente puede mantener un estado de salud, pero cuando hay un desequilibrio de bacterias y estas aumentan por varias razones, se habla de una infección en el periodonto, es decir, una enfermedad en los tejidos que sostienen el diente, el hueso, el ligamento, la mucosa y la encía”.

Desde la cavidad bucal hay dos vías, se trata de la cavidad craneal —hacia el cerebro— y la cavidad torácica —hacia el corazón—; diseminar una infección a cualquiera de estas dos partes a partir de la boca es algo que se puede dar y generar una endocarditis bacteriana afectando directamente el corazón, ocasionando inflamaciones neuronales e inclusive causando una meningitis.

Al respecto, la odontóloga aseguró: “Para eso se busca controlar al paciente que presenta una enfermedad periodontal, tiene cuello retraído, caries, cálculos, cúmulo de placa, oral deficiente, movilidad en los dientes, pérdida ósea o retracción en encías, realizando un procedimiento para estabilizarlo por medio de profilaxis antibiótica, bien sea una hora o varios días antes con medicamentos buscando proteger el campo y que no trascienda a mayores problemáticas”.

Robledo Ibáñez añadió: “En Colombia las personas tienen conciencia sobre el cuidado y la higiene bucal, culturalmente acuden a citas periódicas de revisión y lavan sus dientes con juicio”. 

Además recomendó visitar al dentista cada seis meses, en lo posible, pero no dejar de ir por lo menos una vez al año.
 

Puntos importantes

  • Cepillarse o usar la seda dental fuerte no debe generar sangrado. 
  • Lo ideal es usar cepillo acompañado de seda dental pues resulta más efectiva la higiene.
  • Los enjuagues coadyuvan pero no son elementos de limpieza por sí solos.
  • Si se sangra, hay que dejar el temor, continuar el cepillado y consultar al odontólogo.
  • Las encías blancas, pálidas o rosa claro se encuentran sanas. Las encías rojas son sinónimo de enfermedad.
  • La enfermedad periodontal no duele si no hasta sus periodos más avanzados cuando hay mucha pérdida de hueso y abscesos. 
  • Las personas con la enfermedad deben consultar de 3 a 6 meses para hacer revisión, control y mantenimiento. 
  • La enfermedad no tiene cura. Una periodontitis a tiempo se puede mantener muchos años pero cuando ya está muy avanzada puede generar la pérdida del diente. 


Lorena Zapata López 
LA CRÓNICA


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net