Sabado, 07 Dic,2019
Judiciales / MAR 24 2017 / hace 2 años

Murió habitante de la calle que fue quemado mientras dormía

Murió habitante de la calle que fue quemado mientras dormía

Amado Antonio Patiño Zuleta no resistió más y finalmente dejó de existir en la Unidad de Cuidados Intensivos, UCI, del hospital San Juan de Dios de Armenia, debido a los graves daños que sufrió en su organismo luego de que otro hombre le prendiera fuego.


El ciudadano, de 37 años de edad, fue víctima de este brutal ataque mientras dormía en un andén sobre la carrera 17 con calle 14 del centro de la capital quindiana.

Concejal, como era conocido popularmente, eligió ese sitio para pasar la noche del pasado martes. El miércoles, sobre las 5:00 a. m., cuando empezaban a salir los primeros rayos de sol, un sujeto con el que al parecer había tenido un inconveniente se le acercó y sin que tuviera tiempo de reaccionar le echó pegante en gran parte de su cuerpo y luego le prendió fuego.

El agresor, que ya estaría identificado por las autoridades que trabajan en su búsqueda y que es conocido como Mellizo, se alejó sin ningún problema del lugar, mientras que Amado Antonio envuelto en llamas gritaba pidiendo ayuda.

Al punto llegaron prontamente agentes de la Policía Nacional del cuadrante que fueron alertados sobre la situación, quienes procedieron a auxiliar a Patiño Zuleta y en una panel lo condujeron de inmediato hacia el mencionado centro asistencial.

A urgencias ingresó aproximadamente a las 5:17 a. m. con quemaduras de primero y segundo grado en gran parte de su cuerpo, sobre todo en la cabeza, rostro y pecho.

Su estado era muy crítico por lo que rápidamente fue llevado a la UCI buscando con una atención especializada y el debido tratamiento para salvarle la vida. Sin embargo, su estado empeoró e incluso sus familiares se aferraban a un milagro para que sobreviviera, pues les habían dicho que médicamente no había ya nada que hacer.

Este viernes en la mañana las fuerzas no le dieron más y murió luego de este aterrador sufrimiento que tuvo que pasar.

El hecho desde el mismo momento en que se conoció ha generado el rechazo no solo de los seres queridos de la víctima, sino también de las autoridades y de la comunidad en general.

Sus familiares ahora claman por justicia, para que quien hizo este monstruoso ataque pague por el mismo, pues señalaron que independientemente de los problemas que hubiera tenido, de que se había entregado al alcohol y que no tenía una residencia fija, ante todo era un ser humano que no merecía lo que le hicieron.

Amado Antonio era el menor de cinco hermanos y hacía aproximadamente un año había llegado a las calles de la capital quindiana donde se refugió en el alcohol tras la muerte de su señora madre.

En Circasia, de donde era oriundo, fue conocido como Concejal y allí se dedicaba a hacer mandados, a cuidar carros y a colaborarle a la comunidad en lo que podía. Según la información de la comunidad, el hombre "no se metía con nadie".

Siempre fue un hombre amable, alegre y colaborador, que infortunadamente no supo enfrentar sus problemas y tristemente terminó deambulando por las calles.

Redacción
LA CRÓNICA


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net