Inicio / Región / JUN 28 2020 / 1 mes antes

Proyectos Vipa y Vis, años de incumplimiento e inconformidad

Favorito

Autor : Lili Dayana Restrepo

Proyectos Vipa y Vis, años de incumplimiento e inconformidad

Humedad, grietas y falta de obras complementarias, algunas de las quejas de los usuarios.

Las empresas, aunque son diferentes, guardan una gran similitud y es la lista de incumplimientos y trabajos mal hechos.

Conjunto sin portería, edificios con grietas, piscina con filtración y parqueaderos en vez de cancha sintética, son algunas de las fallas que han cometido las constructoras Calcamar y Cemex, que desde hace varios años lideran las obras de los proyectos de Vivienda para Ahorradores, Vipa, y Vivienda de Interés Social, Vis, en el parque residencial del Café, Villa Cecilia, Cisneros y San José adelantadas a través de Fomvivienda en Armenia. 

Trabajos incumplidos

Las empresas, aunque son diferentes, guardan una gran similitud y es la lista de incumplimientos y trabajos mal hechos en los apartamentos de los conjuntos mencionados. Así lo expusieron algunos beneficiarios —quienes solicitaron guardar su identidad—. Sin dejar de lado la gratitud por la oportunidad de tener casa propia, se encuentran entre la lucha y la resignación de vivir en un sitio sin las condiciones estéticas y técnicas adecuadas y que se ajusten a lo que hace algunos años vieron en un folleto. 

“Yo todavía guardo el brochure del 2015, y lo compara uno con la obra que nos entregaron y se reconocen todas las inconsistencias”, sostuvo uno de los integrantes del Comité de convivencia y fiscalización del parque residencial del Café quien lista una serie de incumplimientos, entre ellos, un minimarket a la entrada del edificio, una cancha sintética, un salón social con techo y una vía que conectaba del conjunto a la avenida los Camellos. 

Al contrarrestar con imágenes, un gran porcentaje no se ha cumplido. Eso es publicidad engañosa, porque ese fue el atractivo que llevó a las personas a comprar acá. Se ofreció un salón social muy bonito, pero el que entregaron no tiene techo en el segundo piso, así que si llueve no se puede uno reunir y si hace mucho sol tampoco”, indicó con indignación otro de los integrantes del comité. 

Agregó que el proyecto también se presentó con 2 canchas, una pavimentada y otra sintética, “que llamó mucha la atención, pero actualmente, donde esta quedaría, ya son parqueaderos. Ninguna está. La portería es inviable para que el vigilante pueda ejercer de manera óptima su  labor, ya que no tiene visibilidad”.

Venta de parqueaderos

Los propietarios destacaron que existe un asunto con mayor inconsistencia, y son los parqueaderos, porque “además de que ocupan el espacio de lo que se prometió como cancha, con el dinero por la venta de estos se habrían financiado otros proyectos en el sur de la ciudad. 

Reiteró que el minimarket a la entrada del condominio no se ha construido, tampoco el parque para los niños, y se construyó una piscina “muy bonita, pero que tiene filtración y no se puede utilizar. Todo esto se corrobora con el folleto del 2015 y las imágenes hoy del lugar”.

También se prometió una capilla y una segunda portería, “desconocemos en qué lugar y sí se hará. Se construirá una torre más, lo que se escucha es que se haría en el lugar del minimarket. Cuando hemos consultado no nos han dicho nada. O nos dicen que la manera en que lo consideren variará el proyecto, sin embargo en el proyecto presentado no se aclara que estaba sujeto a cambios.

La zozobra actual es que no sabemos si continúan las modificaciones y con qué vaya a continuar”. 

Esta semana, los residentes enviaron a los entes de control una solicitud en la que manifiestan su inconformidad y piden a las entidades que insten a la constructora a responder y a cumplir.

Así mismo denunciaron que como faltan apartamentos por entregar, existe una especie de estrategia de la constructora en la que demora la entrega para aumentar el costo de los mismos, ya que estos tienen como base de subsidio el valor del salario mínimo que rija para la fecha de entrega. 

Señalaron que se han enterado  de que para la última torre no están cobrando el 30 % de inicial, sino el 50 %, además de un monto adicional que no figura en la promesa de venta porque excedería el valor establecido para la Vis. “Esto ni siquiera debe pasar en un proyecto no Vis y obligatoriamente deben dar $11.000.000 por concepto de acabados, valor que no se incluye en la promesa de compraventa porque excederá el costo establecido para el subsidio”.

Sin acabados

La situación no es muy diferente en Villa Cecilia, aunque las constructoras sí lo son, para este proyecto trabajó Cemex, mientras que en el del norte, que es de carácter Vis fue Calcamar. Desde el consejo administrativo del conjunto criticaron las constantes y evidentes faltas, y sostuvieron: “Estamos en espera, y seguimos en espera. Faltan las cubiertas, hay viviendas que tienen ranuras, corredores y áreas comunes están en obra negra”. 

Explicaron que la garantía del apartamento es de un año y el tiempo que les toma radicar el reclamo ha superado en muchos casos este tiempo. “Va uno a reclamar por alguna falla y es un papeleo impresionante, luego cuando uno ya tiene todo hay que pasar de funcionario en funcionario y cuando se cree que todo está listo, cambian de empleados y toca volver a iniciar el proceso y ahí se va el año”.  

En Villa Cecilia, no hace falta preguntar para encontrar de entrada una evidente falta, la portería. En un improvisado cubículo de aproximadamente 1.50 metros cuadrados, hecho de madera, con una silla al interior, un hombre es el encargado de vigilar. “Pareciera que no hubieran hecho interventoría. Se pone uno que no sabe qué hacer, parecemos mendigando y aparte de todo cuando se hace la gestión no se completa”, concluyó el beneficiario. 

Acción popular

Los usuarios afectados de  Cisneros manifestaron que preferirían no hablar, ya que adelantan una acción popular que está a punto de dar cumplimiento y no quieren que un pronunciamiento les afecte el desenlace. 

Sin embargo, se conoció que allí se presentan problemas al interior de las viviendas que han afectado por años a los residentes. 

Recomendado: Alcaldesa designada de Calarcá pidió retirar Polémicos artículos del plan de desarrollo

Fomvivienda se pronunció

Margarita Pino Ramírez, gerente de Fomvivienda, hizo un contexto sobre cada uno de los proyectos y explicó lo que ha pasado y en qué van los procesos. 

Mencionó que Cisneros es el más antiguo. “Tiene en este momento una acción popular que pusieron los propietarios porque se levantaron unos pisos. En el fallo se ordenó al municipio y a Fomvivienda arreglar el problema y se tendrá que ejecutar en el momento que se tenga los recursos”.

Sobre el parque Residencial San José y Villa Cecilia, informó que son otros 2 proyectos que se encuentran en Cemex. “Se encontró que ya han sido entregados a los copropietarios, pero todavía no se ha consolidado el convenio, Cemex sigue activo y las quejas son de posventa y se siguen atendiendo por parte de la constructora”. 

Pino Ramírez sostuvo que no tienen quejas diferentes a las mencionadas y que están 100 % ejecutados. “Entre 5 y 7 viviendas están pendientes. Es la  información que se tiene hasta el momento”. 

Aclaró que el parque residencial del Café es un proyecto Vis y que no se ha recibido ninguna reclamación. 

Sobre una de las promesas incumplidas, en las que están implicados, respecto a una vía que del conjunto comunicaría con la avenida Los Camellos, indicó: “El problema de la vía surgió hace algunos años, tiene una acción popular y falló a favor del municipio, este año, por una apelación del accionante se reactivó y nos devolvieron al inicio. No sabemos qué sigue porque quedó anulado lo que nos había eximido”.

Manejo del dinero

La gerente explicó que el subsidio que entrega Fomvivienda es sobre el lote, los otros recursos son del ministerio de Vivienda y tienen que ver con el trámite en el momento en que se asigne para conocer en qué tiempo queda. Acotó que en el caso de Calcamar, con Carlos Alberto Calderón, ellos comercializan directamente el proyecto, y el modelo es a través de la fiducia. 

Acerca de la situación de la demora en las entregas y la relación con el valor del salario mínimo, la funcionaria señaló que el valor de venta final se hace de acuerdo con los salarios. “Sí conocí que no había agilidad en la entrega. Lo que estamos tratando ahora es que se tenga la agilidad. Estamos haciendo vigilancia. La etapa 3 se está vendiendo”

Envió un mensaje para los beneficiarios de los proyectos: “Si tienen alguna inquietud la hagan saber directamente a Fomvivienda para saber cómo actuar. Hemos tratado de hacer mucha presencia para hacer trazabilidad”.

Ver también: Obras de construcción: así se previene el coronavirus

Daños atendidos

Desde la constructora Cemex se pronunciaron sobre las acusaciones y explicaron que de las 460 viviendas con las que contaba el proyecto quedan solo 13 por entregar. “Este es un tema que se puede revisar con Fomvivienda que fue el comercializador”.  Agregaron que en los 2 proyectos en los que participaron “podemos asegurar que todas las postventas han sido atendidas y que no hay daños estructurales. En este momento está pendiente por realizarse un arreglo a las cubiertas que debió suspenderse por la coyuntura sanitaria pero que esperamos retomar en el próximo mes”.

Sobre las viviendas pendientes de entrega indicaron que el estatus debe ser validado con el comercializador. Informaron que no adelantan ningún otro proyecto en la región. LA CRÓNICA contactó con la constructora Calcamar sobre las denuncias, pero no se logró respuesta.



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net