Jueves, 09 Abr,2020
Economía / FEB 24 2020 / 1 month before

Tren del Pacífico: del desarrollo al abandono

Autor : Karol Moreno García

Ya van más de dos años de proceso jurídico entre la ANI y Ferrocarril del Pacífico. Hasta que el tribunal de arbitramento no resuelva la situación no se podrá avanzar con el proyecto.

El Tren del Pacífico es una de las promesas de desarrollo para el Quindío que en un primer anuncio se advirtió que estaría listo en diciembre de 2013, pero hoy este proyecto, que acortaría los tiempos en el transporte de carga entre La Tebaida y Buenaventura y que además sería un atractivo turístico, se encuentra en completo abandono.

LA CRÓNICA consultó a la Agencia Nacional de Infraestructura, ANI, entidad del gobierno que ha velado por la ejecución de esta obra, desde donde respondieron que no pueden pronunciarse sobre este tema porque hay un litigio jurídico avanzando. 

Hay que recordar que desde agosto de 2017, la ANI declaró la caducidad del contrato de Ferrocarril del Pacífico —empresa que tenía la concesión para realizar la obra— por incumplimientos graves, por lo que se les ordenó el pago de una multa por la suma de US$32,8 millones por concepto de los perjuicios ocasionados al Estado colombiano. 

Asimismo, por incumplimiento del contrato, la Superintendencia de Puertos y Transporte, en ese mismo año, ordenó a la firma Ferrocarril del Pacífico pagar una multa de $275.782 millones después de hallarla responsable de la falta de mantenimiento de la vía férrea, así como la suspensión de las actividades.

A esto se le suma la situación de los trabajadores en las obras de la red férrea, a quienes les adeudaban cerca de 5 meses de trabajo y una vez las obras fueron detenidas por completo, en agosto de 2017, fueron radicadas alrededor de 44 tutelas por el incumplimiento en el pago de sus salarios, las cuales fueron admitidas en segunda instancia. 

Desde ese entonces, la red férrea quedó sin terminar y los rieles que hoy van desde Quindío Zona Franca y recorren parte del Valle del Cauca se encuentran al sol y al agua, llenándose de óxido y maleza, así lo pudo confirmar este medio tras realizar un recorrido desde La Tebaida hasta la vereda El Alambrado.

Vea también: Preocupación por dificultades que impiden la puesta en marcha del tren del Pacífico

El País de Cali publicó recientemente que “el proceso ya no tiene más opción de recursos jurídicos y, por lo tanto, antes de marzo se estaría tomando una decisión definitiva sobre el futuro del Tren del Pacífico, pues considera la ANI que el concesionario ha incumplido en tres frentes: En la operación del corredor, pues no se ha movido carga durante varios años, no ha habido mantenimiento de la red férrea ni del material rodante, más el abandono de la vía en todo su recorrido”.

Sin embargo, en enero de este año, Ferrocarril del Pacífico emitió un comunicado en el que anuncia la reactivación de las obras, que en febrero de 2020 estaría listo el tramo Yumbo – Buenaventura y que en diciembre de este año se estaría logrando la movilización de 240.000 toneladas.

“Ferrocarril del Pacífico continuará prestando sus servicios de transporte ferroviario de carga para beneficio del país, las regiones del Valle del Cauca y Quindío, sus empleados y comunidades por donde pasará, desde Buenaventura hasta La Tebaida”, afirmó el gerente, Otoniel García. 

 

Los gremios se pronunciaron.

El presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio de Armenia y del Quindío, Rodrigo Estrada Reveiz, explicó que la información que existe a la fecha es que aún no se ha dado un fallo final sobre el tribunal de arbitramento que existe entre el concesionario Ferrocaril del Pacífico y la ANI.

“Sin este procedimiento la ANI no puede abrir una nueva concesión. En caso de que se dé esa nueva concesión se deberá decidir si se va a hacer la obra sobre lo que existe actualmente que corresponde a una trocha angosta que sale de Quindío hasta Palmira – Cali y sube por La Cumbre para Bajar a Lobo Guerrero y Buenaventura con las mismas locomotoras y vagones antiguos que se tienen, o como lo ha planteado el Valle del Cauca, hacer una completa modernización del ferrocarril, lo que implicaría una trocha ancha, con vagones de mayor capacidad de carga y combustible diésel, que además generaría mayor velocidad”. 

Agregó: “Esta última opción se está planteando desde el Valle del Cauca pero sin que el ferrocarril vaya hasta Palmira y Cali, sino que en Buga se desplace hacia la cordillera, casi paralelo a la vía que existe actualmente, hasta llegar a Lobo Guerrero. Lo anterior, disminuiría notablemente los tiempos de desplazamiento pasando por la cordillera occidental”. 

Estrada Reveiz precisó que junto con este tema estaría la recuperación del ferrocarril en los tramos Zarzal – Cartago – La Virginia, que es la aspiración de Risaralda, pues les posibilitaría mover la plataforma logística de carga que ellos desean instalar en La Virginia. “No obstante, este proyecto que beneficiaría comercial y logísticamente a las zonas asociadas, no tendrá avance mientras el fallo no se dé”.

Por su parte, la presidenta del Comité Intergremial del Quindío, Diana Patricia López Echeverri, indicó que después de la fallida concesión con el grupo Impala, el gobierno nacional, a través de la ANI, ha iniciado otra etapa tendiente a retomar, no solo el mantenimiento, sino la operación del corredor férreo. “Esto implica la visión de mediano y largo plazo de la modernización, buscando mejorar la competitividad y conexión de pasajeros y carga entre La Tebaida y el puerto de  Buenaventura”.

 

De darse el tren del Pacífico, se dinamizaría la economía local.

Andrés Mauricio Vásquez, gerente de Quindío Zona Franca, habló con LA CRÓNICA sobre el movimiento que se está dando a nivel nacional en materia de vías férreas y explicó cómo se tenía proyectada la zona de carga y descargue en el centro de operaciones en la conexión Buenaventura – La Tebaida, visión que tendría que replantearse debido a las nuevas apuestas del centro de operaciones. 

“Hay que tener claro que así llegue carga a través de las líneas férreas a la zona franca, tiene que ser directamente para los usuarios que están dentro del centro de operaciones. Lo que se puede dar con relación al Tren del Pacífico son diferentes operaciones tanto para materias que lleguen para el territorio nacional, es decir, a Buenaventura, se traslade a La Tebaida, lo que sea para zona franca entre y lo que llegue para el resto de empresas, se tendría que adecuar una área de contenedores para que se haga otro tipo de operación con esta mercancía”. 

Dijo que esto es muy importante porque les permite dinamizar la economía local, que los empresarios a nivel nacional bajen sus costos, además de tener un servicio de transporte paralelo al tradicional.

“Esto también genera inversión, más oportunidad de empleo porque se van a necesitar personas que trabajen en los patios de contenedores, expertos en logística, entre otros. 

Como no podemos ofrecer el servicio de línea férrea, porque no existe, estamos esperando que la concesión, con el nuevo operador, sea seria, llegue a La Tebaida y preste servicios a la zona franca”. 

Advirtió que aledaño a la zona franca hay un lote que pertenece a Impala y siempre se pensó que allí se hiciera algún tipo de operación para que la carga que llegara a nivel nacional se descargara y que lo que fuera para zona franca ingresara al complejo de operaciones. 

“Hoy, en ese lote, es donde estamos proyectando la construcción de la clínica para la zona franca, porque así podríamos proveer más servicios, además porque estamos proyectando la expansión”. 

 

Una nueva forma de transporte 

Carlos Mauricio Montoya, habitante en una casa contigua a la línea férrea, narró que construyeron carros de balineras como medio de transporte, tanto de carga como de pasajeros. 

“Hicimos rodillos con tablas porque es el único recurso para movilizarnos e ir a conseguir alimentos y si hay una urgencia este método es todo lo que tenemos para salir rápido”. 

Explicó que para desplazar los carritos deben impulsarse con una bara. “Esto nos lleva hasta el sitio que necesitemos, pero es algo riesgoso porque si usted no lo sabe manejar se puede descarrilar y tener un accidente”. 

Montoya precisó que hay diferentes tipos de carros, que en el que ellos construyeron, por ejemplo, se pueden transportar hasta seis personas. Dijo que también transportan los colinos para sembrar, los abonos y que soportan entre 50 kilos y 200 kilos. 

Lea también: En Quindío se deben $128.000 millones de retención en la fuente
 

Ciudadanos opinaron

Los habitantes de la vereda El Alambrado de Sevilla, Valle del Cauca, uno de los sectores habitados más cercanos al Quindío por donde pasa la línea férrea, hablaron sobre lo que significa para ellos el Tren del Pacífico y cómo, a falta de este, ahora se desplazan de un lugar a otro y transportan sus productos agrícolas.  

Alfredo Carvajal Criollo, líder de la vereda: 

“Desde hace 55 años vivo aquí. El tren era importante porque de aquí sacábamos todos los productos —cerdos, gallinas y demás— para La Tebaida, Armenia o Zarzal y luego de eso el ferrocarril se acabó y así quedó, muerto. Nadie le pone cuidado a esto. Funcionó de nuevo cuando lo inauguraron y ya, quedó paralizado. En la vereda necesitamos ese transporte, porque nos salía más barato ir a Cali o al puerto seco, que es La Tebaida. Las líneas férreas se ha convertido en unas alcantarillas de aguas negras y nadie hace nada. Esto está muy perdido”. 

Javier Henao Hernández: 

“Yo he vivido aquí desde hace unos 36 años y sé que hace mucho tiempo no pasa el tren. Nunca afectó las viviendas, desde que pasaba el tren ya existían todas estas casas. El tren no trae ningún beneficio porque la gente se moviliza en bus. Estuvieron haciendo trabajos y cambiaron toda esta vía férrea y la dejaron nueva”.

Andrés Escobar: 

“Yo vivo aquí hace 20 años. Lastimosamente el tren hace muchos años no pasa, más o menos hace 14 o 15 años, y por acá nosotros nos transportamos con los carritos de balineras. Que rico que volvieran a montar el tren”. 

 



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net