Miércoles, 13 Nov,2019
En profundidad / OCT 06 2019 / hace 1 mes

Un congreso de historia memorable en Armenia

Contó con la ayuda de instituciones anfitrionas aliadas, como fueron, entre otras, la Academia de Historia del Quindío, la Gobernación del Quindío, el Instituto Colombiano de Antropología e Historia, Icanh, y las universidades de la región.

Un congreso de historia memorable en Armenia

Hace 15 años se realizó en Armenia el 5° Congreso de Historia, llevado a cabo en el año de 1985.

Una de las frases más dicientes que pronunció el historiador Carlos Miguel Ortiz Sarmiento se dio en la culminación de 19° Congreso Colombiano de Historia en Armenia el pasado 4 de octubre. “Los historiadores somos orfebres de un pensamiento crítico” es el sentido que Ortiz le quiso imprimir a su conferencia magistral titulada ‘Violencia, paz y reconciliación’. 

Se refirió este exprofesor de la universidad del Quindío a la realización, hace 15 años, del 5° Congreso de Historia también en Armenia, en el año 1985. Recordó que en ese evento una de las propuestas concluyentes fue la de instalar la Asociación Colombiana de Historiadores. Esta es la misma entidad académica que organizó el Congreso de Armenia de 2019, para celebrar dos fechas importantes: los 200 años de vida republicana y los 130 años de la gesta de la colonización de estas tierras del Quindío, que dio lugar a la fundación de la ‘Ciudad Milagro’. 

Vea también: Seis semblanzas de colonos urbanos de Armenia

Contó con la ayuda de instituciones anfitrionas aliadas, como fueron, entre otras, la Academia de Historia del Quindío, la Gobernación del Quindío, el Instituto Colombiano de Antropología e Historia, Icanh, y las universidades de la región.

Fue precisamente por la condición profesional de más de 1000 asistentes, pertenecientes en su mayoría a otras academias de historia y a las universidades, que la calidad académica del evento fue muy buena, lo que dejó mucho impacto en los asistentes.

Uno de los aspectos que más sobresalió, el jueves 3 de octubre en la mañana fue la realización de una conferencia a cargo de la arqueóloga Clemencia Plazas, así como el conversatorio de varios expertos sobre el Tesoro Quimbaya. Una vez más se impuso el criterio de la Academia de Historia del Quindío, representada por unos de sus integrantes, Jaime Lopera Gutiérrez, quien dejó claro el interés que tienen los quindianos y colombianos por la repatriación de esta colección. Una vez más, Jaime Lopera, se refirió a la situación de estas piezas orfebres arqueológicas como un aspecto de identidad nacional y regional alrededor de dicho símbolo.

Lea también: Flor Montalvo Albarracín y su poesía para todas las generaciones

El Quindío tuvo otros dignos representantes en el desarrollo del congreso, como fueron los ponentes que se refirieron a temas atinentes al departamento y la región, enmarcados en el desarrollo histórico las más de 500 ponencias que se escucharon y que dan la talla de lo grande que fue el congreso en su número de asistentes, de diferentes regiones de Colombia.

La Academia de Historia del Quindío participó en varias mesas temáticas y en varios simposios. Se destacan, por ejemplo, el grupo de intervenciones sobre las plazas de Bolívar del Quindío. Pero también, la conferencia sobre el Camino del Quindío, a cargo del historiador Álvaro Camargo o la intervención del economista Gonzalo Valencia en un panel titulado “Historia agraria y evolución del café en Colombia”. 

Le puede interesar: La piedra, material olvidado y despreciado en el panorama cultural y turístico del Quindío

El congreso abordó todos los temas de la disciplina histórica, distribuido en once simposios y más de 50 mesas temáticas. Fue la pluralidad del pensamiento, que permitió un ambiente de encuentro de saberes, como nunca se había visto en la capital del Quindío.

Con este evento se demostró una vez más que, cuando se reúnen la voluntad política, el interés académico y la colaboración gubernamental, se pueden realizar actos que, como sucedió en este Congreso, nos ayudan a construir patria y comunidad. 

Recomendado: Del monumento a Lincoln al sultán del concejo de Armenia

De especial relevancia fue una ponencia titulada “Un hombre campesino en la historia de Córdoba”, a cargo de Andrea María Londoño Morales, quien se refirió a su abuelo, Don Jair Londoño Torres, líder campesino de Córdoba.

La dirección ejecutiva del Congreso Colombiano de Historia de Armenia estuvo en representación de un miembro de la Academia de Historia del Quindío, el ingeniero industrial Jorge Hernán Velázquez Restrepo. Fue este profesional quien estuvo al frente y que llevó al Congreso a su feliz culminación, lo que venía haciendo desde hace dos años, con el director académico, historiador Alonso Valencia Llano de la universidad del Valle. 

Lea también: Zoonimia del Eje Cafetero

Algo fructífero y esperanzador dejó el Congreso de Historia realizado en Armenia. Fue la declaración, que firmaron todos los asistentes, en respaldo al fallo de la Corte Constitucional, que ordenó al gobierno colombiano hacer el trámite necesario para la repatriación del tesoro Quimbaya a Colombia.

La historia se alimentó, se vivenció, y se construyó en tolerancia, en unión de voluntades y en validación de saberes, durante cuatro días en Armenia, de una semana que no olvidarán los asistentes al Congreso, que los unió “para construir un nuevo relato de la paz de nuestro país”, tal cual lo mencionó el ultimo día uno de sus conferencistas. 


Roberto Restrepo Ramírez
Especial para LA CRÓNICA


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net