Opinión / OCT 22 2019

El voto constreñido por la alcaldía

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Los corruptos le perdieron el miedo a la justicia y el respeto a la ciudadanía. Los audios donde se escucha a Piedad Correal son la prueba contundente de delitos electorales e indebida participación en política del alcalde y Sandra Aristizábal. 

Es la demostración que toda la administración municipal está en campaña para elegir a Piedad, Roberto Jairo y Armando Aristizábal, hermano de la asesora de la alcaldía. 

Para ser coherentes con su discurso de transparentes e independientes, sin ningún vínculo con dirigentes corruptos, por ética, tanto Piedad Correal como Roberto Jairo Jaramillo deben denunciar estos ilícitos a su favor ante la Fiscalía. Y como queda probado que mintieron, porque son los candidatos de Luz Piedad, Emilio Valencia, y de ‘Corrupción Radical’; por respeto a la ciudadanía deben renunciar a sus aspiraciones. 

 En las pasadas elecciones parlamentarias, Óscar Castellanos y Roberto Jairo también aparecieron mencionados en los audios en los cuales Ánuar Oyola, candidato a la Cámara, reconoce que estaban comprando apoyos políticos y que los antes mencionados también dieron dinero para esos propósitos. Por estos hechos, el candidato fue condenado penalmente, e inexplicablemente sus compinches salieron indemnes. 

El próximo domingo es el día del civismo, de la dignidad, de salir masivamente a demostrar que el voto libre de los ciudadanos de bien no puede seguir permitiendo con su indiferencia que el voto amarrado de la alcaldía; una minoría que vende su conciencia, por dinero, un puesto o un contrato de 3 o 4 meses, elija a los corruptos.

Es el momento para derrotar a las maquinarias electorales de los partidos tradicionales que han secuestrado, mal gobernado y saqueado las arcas de Armenia y el Quindío. Sería irresponsable y un acto de masoquismo votar por Piedad y Roberto, que son impuestos por dirigentes, alcaldes y gobernadores venales, o reelegir a diputados que aprueban ordenanzas inconstitucionalmente, o a los concejales que aprobaron el latrocinio de valorización. 

Tampoco se debe votar por los candidatos Álvaro Arias y Luis Fernando Jaramillo de los partidos Conservador, Centro Democrático y el Mira, que aliados con el gobernador replican la estrategia de la alcaldía. Representan el continuismo, son más de lo mismo. 

Existen opciones que representan el cambio y garantizan gobiernos con independencia, transparencia y sensibilidad social como Javier Ramírez Mejía para la gobernación y José Manuel Ríos Morales para la alcaldía de Armenia. Para la Asamblea, Christiam Suárez y Mario Baena Mejía. Para el Concejo de Armenia, Felipe Villamil, preparado, honesto, cívico y con trabajo social. Todos excelentes ciudadanos con una hoja de vida intachable, que son prenda de garantía, rectitud y probidad. 

Y para los escépticos que ya no creen en nadie, la mejor opción es el voto en blanco. Todos a votar para derrotar la corrupción y el clientelismo. La abstención es un premio a los delincuentes que tendrán que constreñir y comprar menos votos, para seguir usufructuando la administración pública. 

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net