Opinión / AGO 11 2020

Equilibrio

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Empezaré diciendo que somos conscientes y entendemos a quienes están a favor de las restricciones como el toque de queda generalizado para proteger la salud y la capacidad de respuesta en los centros hospitalarios, no obstante, desde la Cámara de Comercio de Armenia y del Quindío y en nombre de los empresarios de la ciudad, seguimos insistiendo en encontrar un equilibrio unánime que proteja el futuro de toda una región.

Y es que ya en repetidas ocasiones lo hemos mencionado que el confinamiento total también es perjudicial para la salud mental, afecta el ingreso a los hogares, incrementa la informalidad y la tasa de desocupación poblacional, generando focos de aglomeración entre jóvenes y adultos buscando un diario; obstruye las probabilidades de educación, la salud física y los recursos para preservarla; la inseguridad aumenta, entre otros aspectos derivados de la actual coyuntura. 

Con empresas cerradas, empleos perdidos y una pandemia que se extiende, la recuperación de una región es cada vez más compleja, buscamos mantener la reactivación extremando medidas de control, monitoreo, campañas estrictas, pedagogía y sanciones, entendiendo que el cumplimiento de protocolos es para todos incluyendo a los mismos empresarios que en el caso de incumpliendo también deberán ser regidos por las normativas de control y vigilancia.

Pedimos que los empresarios puedan adelantar sus labores, estos espacios comerciales están preparados y adecuados con protocolos de bioseguridad y son aún más controlables que la informalidad y aglomeración en las calles.

En este punto, lo que debemos entender es que el mundo cambió, que estamos de cara a una crisis que no se solventa con medidas extremistas sin prospectiva, la OMS ha anunciado que el virus no tendrá una cura en el corto plazo, así las cosas no podemos pensar que los hogares, familias, jóvenes, ciudadanos y empresarios en general podrán sobrevivir en un confinamiento sin estrategia y sin adaptabilidad a un nuevo estilo de consumo y a una nueva cultura de autocuidado e higiene extrema.

¿Qué será de una región sin empresas? Si el 70 % de los empresarios son los actuales responsables de generar empleo en Quindío y se han perdido más de 50 mil en los últimos meses, ¿cuánto más soportará una sociedad, una administración y la misma institucionalidad sin recursos? Solo pedimos equilibrio, estrategia y conciencia de la necesidad de articular a empresarios, gobierno, sector salud, academia e instituciones para encontrar soluciones donde prime la salud y la vida sin descuidar la dinámica económica que en últimas será fundamental para preservar la calidad de vida de los quindianos.


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net