Miércoles, 16 Oct,2019
Opinión / JUL 30 2019

Por una nueva independencia

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Hace más de 200 años audaces y valerosos hombres llamados próceres de la patria, nos dieron la independencia de la corona española, que de manera violenta a sangre y fuego nos conquistaron y convirtieron en una colonia, esclavizando a los nativos, imponiéndoles unos onerosos tributos. 

Esos corajudos hombres liderados por Bolívar, Santander, Nariño y Torres entre muchos otros, se rebelaron contra la tiranía, impidieron la continuación del saqueo de nuestras riquezas y nos dieron la libertad. 

Varias décadas después, esos conquistadores fueron reemplazados por varios actores criollos corruptos, egoístas e insensibles; que vienen oprimiendo y excluyendo del progreso a la mayoría de la población, que vive desempleada bajo el imperio del terror, la corrupción y la impunidad.

Hoy como hace 200 años necesitamos de una nueva independencia que nos libere de las imposiciones de Estados Unidos y sus amenazas de descertificación. Partidos y dirigentes políticos que mantienen humillados a empleados y contratistas; y que en contubernio con la clase dirigente empresarial vienen expoliando los recursos públicos. Empresarios codiciosos que explotan, acosan y maltratan a sus empleados y proveedores pagando salarios y precios de hambre, presionándolos con metas para incrementar cada vez más sus billonarias utilidades anuales. 

Grupos guerrilleros que justifican su lucha en una reforma agraria y en una sociedad más incluyente pero causan muerte, discapacidad, desplazamiento y destrucción de la infraestructura. Paramilitares y bandas criminales que por medio de amenazas y masacres, expropian de las tierras a los campesinos, o los obligan a venderlas a precios irrisorios. Y que extorsionan a agricultores y comerciantes a pagar ‘vacunas’. Miembros de fuerzas armadas y agentes del Estado que incurren en ejecuciones extrajudiciales, torturas y desapariciones forzadas de líderes sociales y personas inocentes que reclaman sus tierras o sus derechos.

Magistrados, jueces y fiscales venales que convirtieron la justicia en un negocio. Que no condenan a los delincuentes y que convirtieron al país en el reino de la impunidad, donde el delito sí paga. Pastores religiosos que con falsas promesas esquilman a feligreses, con la supuesta recompensa en la vida eterna. 

Medios de comunicación y periodistas que por dinero o un contrato, vendieron su dignidad y la ética, manipulando la opinión pública, desinformando y engañando a la ciudadanía. Desviando la atención de la gravísima crisis social y económica que padecen la mayoría de coterráneos, que subsisten en la pobreza o la miseria. 

También necesitamos la independencia de poderes. De la ignorancia, de la esclavitud de la droga y del gota a gota. Del clientelismo y los contratos a dedo, etc. Hoy más que nunca necesitamos que surjan esos nuevos hombres atrevidos e intrépidos, con el liderazgo para encauzar a la población en la organización, unidad y lucha; para iniciar la rebelión social que nos devuelva la libertad y nos permita obtener la segunda independencia.

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net