Al descubierto / ABRIL 04 DE 2018 / 3 años antes

"El 70% del Quindío está amenazado por estar en el mapa de la megaminería"

“El 70% del Quindío está amenazado por estar en el mapa de la megaminería”

Francisco Castaño Herrera es docente investigador, especialista en ciencias sociales, democracia y ciudadanía.

Francisco Castaño Herrera, docente investigador en ciencias sociales, quien dictará un taller sobre conflictos medioambientales, habló con LA CRÓNICA. 

El profesor Francisco Castaño Herrera, investigador en ciencias sociales, ciudadanía y democracia, dictará el 12 de abril a partir de las 2:30 de la tarde, en el museo del Oro Quimbaya, un taller denominado ‘Conflictos ambientales en el Quindío’. A propósito del tema, el docente indicó que el 70% del departamento está amenazado por estar en el mapa de la megaminería, un problema ecológico que debe ser tratado desde el diálogo y la concienciación.

De igual forma, entregó unas pautas sobre un recurso que hoy tenemos “miremos nuestras cañadas, allí tenemos un bien que no hemos apreciado en su gran magnitud y allí existen unas posibilidades para aprovechar a largo y mediano plazo, no sus bienes naturales, sino el valor intangible, que si se explota turísticamente pueden ser de gran beneficio”. 

La próxima semana dictará en el museo del Oro Quimbaya un taller, ¿de qué se trata?

Es sobre conflictos socioambientales, un tema que no es nuevo, pero que se hace cada vez más relevante. Podemos encontrar que Colombia es el segundo país del mundo, después de India, con mayores conflictos de este tipo y el primero en Latinoamérica. 

Cuando hablamos de conflictos socioambientales, ¿a qué se refiere exactamente?

Son casos ya documentados como el asunto de Marmato Caldas, un conflicto entre la comunidad del municipio y la extracción que se da allí. Son temas delicados que afectan tanto a la sociedad como al medio ambiente. Pero cuando la persona se adueña del problema, es cuando se da el conflicto entre el desarrollo y el concepto de ciudad y el ciudadano. 

Cuando el ciudadano se reconoce como tal es porque ha trascendido al individuo que solo puebla. 

Trasladando un poco el término al Quindío, ¿se puede decir que la situación actual con la megaminería es un conflicto medioambiental?

El 70% del Quindío está amenazado por estar en el mapa de la megaminería en Colombia. Salento, en su 80% está amenazado y se suma a esto otra situación que no se está evidenciando, el turismo, esto acrecienta el riesgo. El 90% de los turistas que llegan al departamento arriban a este municipio, lo que indica que allí hay un atractivo que simboliza un valor ¿cuál es? La mayoría de turistas llega al Valle del Cocora. 

¿La situación del turismo en el valle de Cocora, sería entonces una amenaza ambiental?

El valle de Cocora es un hito, tiene una belleza, un valor turístico. Es como cuando la Unesco reconoció en 2011 el Paisaje Cultural Cafetero, PCC. Allí no hay café sembrado en la zona, pero tiene todo lo que nos identifica, que resulta en valores intangibles que no le pertenecen a nadie, pero es un bien común. Y este concepto es lo que está en juego hoy.

Pero para que haya reconocimiento de bienes comunes, debe haber conciencia ciudadana, esta es la que reconoce que hay unas cañadas muy bonitas en Armenia, pero existe una extracción de allí y un decrecimiento de la zona, con una presión de la plusvalía urbana.

Lea también: 28% del área de Salento está amenazada por la minería

¿Quiere decir que la ciudadanía no se ha apoderado aún de ese bien común y por eso se genera el conflicto?

Hace falta el empoderamiento. Quiere decir, por ejemplo, que la megaminería no puede ser mala porque sí, debe haber una práctica sostenible, esta requiere que haya un balance, en el que se busque un futuro constructivo. La actividad minera se puede hacer, pero de manera controlada. Si existe un ciudadano empoderado, esa minería podrá ser regulada. La democracia es un sistema de equilibrios, si esta es adecuada se hace sostenible y podremos vivir de ella.

¿Cree entonces que el empoderamiento sobre el tema de la megaminería no se está haciendo de manera adecuada?

Las consultas son ese proceso de empoderamiento, pero se está radicalizando, precisamente porque el otro lado lo está. Es decir, los títulos mineros que existen adquirieron mucho poder, lo que muestra que el Estado no ha hecho presencia y esto es un llamado a la regulación de la explotación minera.

Por ejemplo, las regalías mineras ahora sirvieron para la ejecución de obras de desarrollo y todo va a redundar en beneficio de todos, pero hay que hacer consenso para que nos beneficie a todos y sea sostenible.

Recomendado: “Entidades públicas son las que más contaminan el agua”: Luis Carlos Serna

¿Hacer consenso sería la manera para solucionar el conflicto medioambiental?

El conflicto ambiental requiere, como toda disputa, un diálogo. Que las personas se sienten y que si decidieron que se podía ceder una parte del terreno para llevar a cabo la práctica, pues que se haga, pero que sea consultada la sociedad que es afectada y otro aspecto que se debe tener en cuenta en el caso del Quindío es que nosotros sacamos el agua de las montañas y la explotación nos podría afectar.
​

Cupo limitado

El taller, que será gratuito, tiene cupo limitado. Será todos los jueves a partir del 12 de abril hasta el 7 de junio. Los interesados se pueden inscribir en el correo [email protected] 


Lily Dayana Restrepo
LA CRÓNICA



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net