Ciudad / JULIO 02 DE 2022 / 1 mes antes

Habitantes de calle: ‘dueños’ del parque Valencia

Autor : Andrés Felipe Ramos Gámez

Habitantes de calle: ‘dueños’ del parque Valencia

Debido a la constante presencia de personas en condición de calle, el parque Valencia dejó de ser visitado por las familias.

Residentes y comerciantes del sector exigen controles e implementación de políticas sociales para recuperar el lugar.

El parque Valencia por mucho tiempo fue un lugar de encuentro de las familias de Armenia, especialmente de las que residían en el centro y en el occidente de la ciudad. 

En este sector —carreras 21 y 22, entre calles 19 y diagonal 19 a—, hay un gran movimiento comercial, impulsado por los almacenes de artículos deportivos, locales para el arreglo de electrodomésticos, restaurantes, cafeterías, revuelterías, planteles escolares, carpinterías, ferreterías, papelerías, entre otros. Diagonal al parque está la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús.

No obstante, hoy en día el escenario está a merced de los habitantes de calle que, prácticamente, viven en el lugar, por lo que muchos residentes de la zona han optado por apartarse del parque; por esta razón, residentes de la zona efectuaron un llamado a la alcaldía y a Policía para que recuperen el parque, pero, al mismo tiempo, implementen políticas que ayuden a recuperar el tejido social, campañas que ayuden a persuadir a los jóvenes de consumir sustancias sicoactivas y a brindar una mayor sensación de seguridad, especialmente en horas de la noche.

Reacciones de la gente

Jorge Edwin Betancourt, quien tiene un negocio en funcionamiento en el sector desde hace 2 años y medio, aseguró que los habitantes de calle sin duda han afectado la zona.

“Lastimosamente se ubican en la zona para consumir drogas, es desmotivante esto porque acá, muy cerca, está el colegio San José donde hay estudiantes, por lo que debería haber más control de las autoridades. Sin embargo, en el tiempo que llevo acá no se han metido con nadie ni menos conmigo, no he escuchado de robos porque saben que si cometen algún delito pues deben irse”, sostuvo Betancourt a este medio escrito.

Si bien no ha sido víctima de hurtos, sí provocan un problema relacionado con el aseo. 

“La coyuntura es que algunas de estas personas duermen afuera de mi negocio, dejan basura tirada por lo que el ambiente y los olores son inaguantables”.

Por otro lado, Luis Rojas, otro vecino del parque, aseguró que hay constante patrullaje de la Policía, pero que el lugar no es visitado por las familias debido, precisamente, a la presencia de los habitantes de calle.“No he tenido conflictos con ellos, no veo que se metan con alguien, pero sí se debe realizar algo por el tema de consumo de sustancias sicoactivas. A la gente no le gusta pasar por este lugar y esto perjudica la actividad comercial”.

John Fredy Pérez, que frecuenta constantemente la zona, reconoció que la percepción negativa del parque es consecuencia de la presencia de las personas en condición de calle, por lo que solicitó que se realicen acciones para ayudarlas en su proceso de recuperación por el consumo de estupefacientes.

“Uno ya no se puede ubicar en las sillas, prefiero estar en los muros externos del parque, tomaron estos asientos para dormir y para consumir sustancias sicoactivas. No soy de las personas que rechazan a los demás porque estos habitantes no se han metido conmigo, pero es lógico que incomoda por el olor y porque generan basuras”, destacó John Fredy.

La limpieza constante

Marta Cecilia Cárdenas se encarga todos los días de barrer y limpiar el sector, pero parece que es una tarea de nunca acabar porque es constante la presencia de basuras en la zona, un panorama que también es causante de la pésima imagen del parque Valencia.

“No termino de limpiar un lugar cuando ya está otra vez sucio. Muchos no tienen esa conciencia o cultura social y arrojan desechos en los andenes o dejan bolsas en las esquinas como si nada, por eso, mañana y tarde es necesario barrer, tratamos de trabajar hasta donde más se pueda para que el lugar tenga una apariencia presentable”, manifestó a LA CRÓNICA la señora Cárdenas, quien, incluso se ha manchado con excrementos al manipular ciertas bolsas, por lo que debe cambiarse de ropa constantemente: “Son las situaciones que uno debe vivir, es lamentable que uno tenga que soportar esto por lo que es importante una intervención en el sector, este tipo de manchas no salen fácil de la ropa y queda uno en alto riesgo de una infección”.

Solicitó un contenedor para depositar las basuras y así mejorar el entorno: “Que se instale en la carrera 22, había uno antes, pero en vez de reubicarlo lo que hicieron fue quitarlo, esto fue perjudicial”. 

Lea también: Vecinos del parque Sucre azotados por la delincuencia



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net