Economí­a / NOVIEMBRE 30 DE 2019 / 4 meses antes

En 2020, Quindío contaría con guía ambiental para el cultivo de aguacate hass

Autor : Karol Moreno García

En 2020, Quindío contaría con guía ambiental para el cultivo de aguacate hass

Hoy hay 2.500 hectáreas sembradas de la fruta en el departamento. 

Diego Aristizábal, presidente de Asoproa Quindío, en entrevista con LA CRÓNICA, indicó que se encuentran trabajando en la construcción de una guía ambiental con la Corporación Autónoma Regional del Quindío, CRQ, y el gobierno departamental para el cultivo de aguacate hass, la cual será publicada el próximo año. 

Esperamos sacar pronto el documento a la luz pública para que todos conozcan del cultivo de aguacate, especialmente de hass, que está en la parte alta del departamento y que ha sido de tanta controversia, haciendo que grandes inversionistas dejaran de generar los 6.000 empleos proyectados y se fueran a hacer negocios a Risaralda, Caldas y el norte del Valle del Cauca”. 

Mauricio Ruiz, director de desarrollo agropecuario de la secretaría de Agricultura del Quindío, señaló que con esta guía ambiental quieren hacer acuerdos de voluntades entre las entidades y los empresarios para que vaya quedando más organizado el territorio. 

“Se ha hecho un estudio del plan de ordenamiento productivo de la propiedad rural, dentro del que se establecen las zonas que están adecuadas para la siembra del cultivo. Hay que ir articulando todo desde la CRQ, empresarios, profesionales técnicos. Ya superamos la fase de diagnóstico y estamos haciendo la redacción de algunos capítulos que tiene esta guía”.

Vea también: Dos proyectos quindianos de innovación en la cadena de café, entre los mejores 50

Además de esto, las instituciones y gremios han iniciado una serie de charlas con relación a una producción sostenible en el cultivo de aguacate y todas las líneas productivas del sector agrícola, como el seminario regional ‘Manejo sostenible del cultivo de aguacate’, que se llevó a cabo en los últimos días en Armenia. 

La producción actual en Quindío 

Según informó Asoproa, los cultivos de aguacate se están estableciendo en la parte alta del departamento donde tradicionalmente se ha desarrollado la ganadería extensiva. 

Este año el departamento cerró en 2.500 hectáreas, de las cuales 1.200 aproximadamente están en proceso de producción, otras inician producción en tres años. 

“Estamos proponiendo trabajo con biológicos, cuidar el ecosistema y respetar las determinantes ambientales. Si algún productor ha cometido errores ha sido sancionado o ha hecho las labores de mitigación”, dijo Diego Aristizábal. 

Óscar Gallego, coordinador de Asohofrucol en el Quindío, dijo que el aguacate hace parte de los cultivos priorizados, pues tiene una dinámica muy diferente al ser una fruta orientada a la exportación “y eso puede generar oportunidades en el crecimiento económico y empleo”. 

Anotó que en el departamento hay muchas variedades de aguacate como papelillo y lorena, pero generalmente son del mercado nacional, sufriendo caídas de precio que perjudican la actividad, mientras que el hass, que es para exportación, tiene unos mercados menos volátiles y lo que hace que los productores locales se especialicen más en este tema.

Lea también: Quindío, primer ‘laboratorio de cambio’ de sistemas productivos y alimentación 

Recomendaciones para el sistema de Producción de aguacate

Juan Mauricio Rojas Acosta, director del centro de investigación La Selva, de Agrosavia, que coordina la sede del Eje Cafetero, habló sobre el estudio que adelantaron en la región y que arrojó recomendaciones para diferentes etapas del sistema de producción de aguacate: material de siembra, agrobiodiversidad, manejo de plagas, uso de los suelos. 

“Es necesario que alrededor de lo que tiene que ver con la agronomía del cultivo se logre la mayor expresión de productividad, inocuidad, sanidad y generar balance entre lo ambiental y productivo para contribuir a la sostenibilidad”. 

Rojas Acosta acotó que el tema del impacto al ecosistema va en función a como se decida montar el cultivo y manejarlo. “Algunos estudios de impactos ambientales arrojan que así como se pueden dar factores negativos, también hay positivos en materia de componentes bióticos y abióticos, captura de carbono del sistema productivo. Si se planean bien las cosas y se tienen criterios de sostenibilidad, en el momento de montar ese sistema productivo se puede lograr la expresión del potencial productivo sin poner en riesgo la sostenibilidad de los recursos naturales”.

ICA: “79 productores registrados que cumplen con sanidad e inocuidad”

Ana María Martínez, gerente del ICA Quindío, dijo que actualmente hay 79 productores de hass registrados que cumplen con la resolución 448 —registro de predio para exportación— y normas mínimas de sanidad e inocuidad. 

El departamento está exportando a Estados Unidos. Se han abierto mercados a países como China, Argentina a los que no teníamos acceso porque no cumplíamos con la norma, y hoy los productores del Quindío tienen esa posibilidad”. 

La normatividad del ICA tiene componentes ambientales. “El cultivo del aguacate en general no es una amenaza ambiental como lo habían venido pretendiendo presentar algunos de los ambientalistas del departamento, eso quedó claro con la Procuraduría, la CRQ, que estos cultivos reemplazaron explotaciones extensivas en pasto que estaban a libre exposición”


Le puede interesar: Desde Quindío gestan proyecto que le apunta a la producción orgánica

“Lo que se está promoviendo en este momento es algo mejor ambientalmente, con el uso racional de los insumos, el uso racional químico. Estamos insistiéndole a los productores que utilicen la mínima cantidad de productos, que sea absolutamente necesaria para un tema sanitario, que si no lo es que no se use. Esa es nuestra campaña”, agregó Martínez. 

Dinámica Exportadora 

Óscar Gallego, coordinador de Asohofrucol en Quindío, indicó que en este momento la dinámica exportadora del departamento está en aguacate hass, porque el que  esté produciendo esta fruta para el mercado nacional ya está quebrado, pues “los precios en exportación pueden llegar a $6.000 el kilo, mientras que en Colombia son de $700 el kilo y los costos de producción están entre $1.000 y $1.100, eso ha hecho que el productor esté a la vanguardia de todo lo que hay que hacer y en eso ya empezamos a ver unas dinámicas interesantes en el Quindío donde el porcentaje de exportación está entre el 80% y el 90% comparable con países como Perú, ese es un buen indicador”.


Karol Moreno García
LA CRÓNICA 



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net