Economí­a / NOVIEMBRE 14 DE 2022 / 2 meses antes

Llueve sobre mojado: el grave impacto de la ola invernal en el agro quindiano

Autor : Daniel Alejandro Restrepo Tabares

Llueve sobre mojado: el grave impacto de la ola invernal en el agro quindiano

Así luce la mayoría de las vías terciarias en la zona cordillerana del departamento. La situación empeora con el incremento de las lluvias.

Preocupa que se sigan incrementando los precios de los alimentos.

Pérdidas cuantiosas ha dejado para los productores agropecuarios del departamento la temporada de lluvias que azota al país desde mediados de septiembre y por el que, según pronósticos del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, Ideam, se estima que las precipitaciones se prolonguen durante todo el mes de diciembre e incluso inicios del 2023.

Jorge Hernán García Sierra, gerente del Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, en el Quindío, informó que la afectación por las condiciones climáticas ha dejado graves perjuicios en cuanto a la baja producción de leche y otros productos y dificultades para movilizar frutas como el aguacate que se produce en la zona cordillerana por cuenta del mal estado en que se encuentran las vías terciarias.

“Las dificultades son muy grandes y afectan la exportación y movilización de productos hacia el interior del país, además de las pérdidas económicas para el sector aguacatero también hemos evidenciado afectaciones para quienes producen gulupa y granadilla. Hay vías que se encuentran hasta con 30 derrumbes y ha sido imposible bajar la fruta fresca ni siquiera por caballo”, dijo García Sierra.

El funcionario del ICA Quindío señaló que hasta el momento no se han presentado enfermedades fitosanitarias en los cultivos, aunque varios productores agropecuarios advierten la presencia de plagas por cuenta del invierno.
 

Hay baja producción de leche

Las disminuciones en la producción de leche de hasta un 30 % por la problemática invernal es lo que más ha afectado a la industria en el departamento. Jorge Omar Tejada Galvis, director ejecutivo del Comité de Ganaderos del Quindío, dijo que, por las lluvias, el pastoreo rotacional se altera. Las praderas quedan bastante anegadas, con altos niveles de saturación de agua por lo que la oferta de pasto seco se disminuye y el ganado no tiene la posibilidad de tener oferta forrajera alterando la dinámica de producción. 

“El otro efecto que tenemos es que cuando se tienen altas precipitaciones, los ganaderos se abstienen de fertilizar, porque con tantos volúmenes de agua que caen sobre el pasto el producto se pierde por fenómenos como la escorrentía y lixiviación”, dijo el líder gremial.

El invierno también afecta el comportamiento de las vacas porque cuando el animal está en medio de una precipitación alta deja de consumir hierba, factor fundamental para la producción de leche.
 

Café pasado por agua

Si por el gremio ganadero llueve, en el sector cafetero no escampa. Elías Alberto Mejía Henao, presidente del Comité Departamental de Cafeteros del Quindío, dijo que el impacto en el gremio ha sido muy grave, sobre todo, en los sistemas de producción porque se pierde la luminosidad, que es necesaria para que exista una floración de calidad en el café.   

Mejía Henao dijo que esa condición climática afecta las cosechas futuras y las existentes, porque con las heladas y lluvias, las floraciones que hubo para la recolección de café de este año ya se abordaron en su mayor parte y tampoco ha habido florescencias para las cosechas de este 2022.

Además, el presidente del Comité Departamental de Cafeteros manifestó que el incremento de las precipitaciones es el caldo de cultivo ideal para la aparición de hongos y enfermedades en las plantas, y también se dificulta el control de arvenses porque el control con guadaña se debe hacer más constantemente.
 


 

Días malos para la agricultura

Fernando Montoya Palomino, coordinador de la Asociación Hortofrutícola, Asohofrucol en el Quindío, informó que el ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural les solicitó, a propósito del tema, un informe de las afectaciones del sector por cuenta del invierno.

El representante gremial señaló que las más grandes pérdidas, de acuerdo con el trabajo con alianzas de productores, se han dado por vendavales y granizadas que han ocasionado que se pierda café, aguacate, plátano y cítricos.

“Ha habido pérdidas de las florescencias, daños en la fruta por ataque de plagas y enfermedades, derrumbes en fincas que han ocasionado que se pierda el plátano en sitios de producción”, informó Montoya Palomino.

El coordinador de Asohofrucol señaló, además, que haciendo un balance se han dañado el 35 % de los cultivos, siendo los municipios más afectados Montenegro y Quimbaya y por afectaciones de derrumbes, toda la zona cordillerana.
 

Baja producción de Plátano

Óscar Gallego Giraldo, gerente de la Asociación de Productores Agrícolas de Quimbaya, Apraquín, dijo que las constantes lluvias que caen en el departamento en las últimas semanas ya desencadenaron una disminución del 20 % en la producción del producto y en la calidad que se cultiva.

El representante del sector manifestó que, sumado a eso, los costos de logística del transporte por el mal estado de las vías terciarias también ha causado perjuicios que ya están repercutiendo en el precio final al consumidor. 

“Venimos en unas producciones bajas de plátano con respecto al 2021, nosotros más o menos comercializamos un millón de kilos al año y este año vamos a estar cercanos apenas a los 800.000 kilos, aunque hay que reconocer que, además de las lluvias, la situación también obedece a la baja en fertilizaciones por el alto costo de los insumos”, dijo Gallego Giraldo.
 

Perjuicios por cierre de puente

La restricción en la movilidad vehicular debido al cierre preventivo por el puente que comunica a Barragán con Caicedonia, en el sur del departamento, también ha sido de perjuicio para los medianos y pequeños productores.

Lisímaco Salcedo Marín, representante legal de la Asociación de Porcicultores de Génova, Porcigénova, expresó que el daño de la estructura vehicular ha traído consecuencias en el traslado del concentrado desde el Valle del Cauca hacia el Quindío.

Salcedo Marín manifestó que el mayor productor de concentrados es el departamento vecino y ese producto ingresa por Caicedonia, por lo que al estar el puente cerrado el concentrado se debe traer por Armenia incrementando los costos de transporte.

“El cierre del puente ha ocasionado afectaciones muy graves, sobre todo en los más cercanos que son Génova y Buenavista porque la mayoría de los productores salen a Caicedonia a comprar insumos, además venden plátano, frutas y café y de allá de traen sus remesas”, dijo Salcedo Marín.

Con respecto a los estragos del invierno para los pequeños porcicultores, el representante de Porcigénova dijo que, una vez traen el concentrado por Armenia, deben pasar toda una odisea para transportarlo por las vías terciarias que están en total deterioro.

Las vías terciarias están muy afectadas, hay muchas colapsadas y eso afecta el movimiento de alimento para los cerdos, por lo que se ha bajado la producción en un 30 %, la gente no quiere adquirir los porcinos, dado de que la oleada invernal afecta los costos del concentrado”, señaló



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net