Región / DICIEMBRE 02 DE 2022 / 1 mes antes

Daniela Aristizábal Gómez fue elegida Mujer Comfenalco 2022

Autor : Fabián Camilo Plaza

Daniela Aristizábal Gómez fue elegida Mujer Comfenalco 2022

Diana Aristizábal Gómez, Mujer Comfenalco 2022 - 2023 y que representará al departamento en el Premio Mujer Cafam.

La quindiana fue seleccionada por el jurado calificador debido a su loable labor en beneficio de la seguridad alimentaria y su apoyo a un centenar de familias campesinas de Calarcá.

Este jueves 1 de diciembre fue proclamada como Mujer Comfenalco 2022 Daniela Aristizábal Gómez, de 27 años, quien se ha destacado por sus conocimientos como tecnóloga en gestión de empresas agropecuarias. Daniela es la fundadora del mercado campesino de Calarcá y ya había sido merecedora de una beca para participar en el taller para emprendedores sociales realizado en Nicaragua.

El jurado calificador, integrado por Sonia Quintero Serna, Mujer Cafam de Colombia 2010; Eduardo Mejía Mejía, creador de la fundación Hernán Mejía Mejía; y Carmen Elisa Vanegas Lotero, coordinadora de extensión y educación continua de la Universidad Tecnológica de Pereira; exaltaron el propósito de esta quindiana, quien adelanta estrategias para consolidar el respeto por el medio ambiente, aumentar la siembra y cultivo de semillas y establecer prácticas de protección agroecológica.  

 “Estoy muy emocionada, muy feliz y muy contenta, principalmente por la amistad y la cercanía que he establecido con las familias campesinas, siento que esto es un sello para esa amistad”, expresó Aristizábal Gómez luego de ser elegida Mujer Comfenalco.

La nueva Mujer Comfenalco realiza además acciones para que los campesinos vendan sus productos sin intermediarios, que el esfuerzo del trabajo en el campo se vea recompensado, que los niños y los jóvenes que nacen en las veredas adquieran un estilo de vida agroecológico y ambiental, y cerrar la brecha del campesino que moviliza sus productos a la ciudad para comercializarlos.  

El segundo lugar fue para Máryuri Carrillo Lozano, una líder y maestra que trabaja por el empoderamiento de las mujeres, afros, discapacitadas, solteras que padecen enfermedades terminales, adultas mayores, a través del arte. Su labor permea en igual medida a las mujeres que como ella, tienen la responsabilidad del sustento de sus familias y que de una u otra manera se han tenido que enfrentar a las barreras que las minimiza, invisibiliza y afecta su autoestima.

El tercer puesto del tradicional evento fue para Luz Mila Vasco de Pérez, quindiana de corazón que trabaja por las comunidades LGBTIQ+ y sus derechos. Ella aporta su grano de arena en la Plataforma de Juventudes, alegra las navidades de los niños en barrios vulnerables y ayuda a los enfermos; convoca a los demás en torno a la generosidad para mitigar el hambre del prójimo y pone su fuerza y dedicación en servir a la comunidad sin esperar nada a cambio, haciendo de su bandera, la inclusión y la dignidad humana.

José Fernando Montes Salazar, director administrativo de Comfenalco Quindío, expresó que: “esta nueva versión del certamen corporativo es la reivindicación de la labor persistente de seres con grandes cualidades humanas que desde diferentes escenarios emprenden tareas determinantes para mitigar necesidades apremiantes presentes en el entorno local, regional o nacional”.
 

Las demás postuladas


Diana Lida Franco Vanegas

Presentó su proceso como instructora de danza comunitaria, lo que le ha permitido construir tejido social entre niños, jóvenes, adultos mayores, mediante el programa Amor y Vida. Un espacio que ha inspirado a sus beneficiarios y gracias a esto, uno de ellos ha volcado su vida a la danza y replica la obra de Diana en el departamento. 

Asimismo, durante la contingencia derivada de la Covid-19, la líder comunitaria fortaleció su trabajo con espacios de inclusión social, a través de alianzas públicas y privadas para capacitaciones a la comunidad. También adelanta un proyecto de horticultura, articulado con el Servicio Nacional de Aprendizaje, SENA, para población vulnerable en los sectores urbano y rural.


Luz Mélida Rodríguez Echeverri

Mujer de escasos recursos, quien ha trabajado para ayudar a otros en el municipio de Circasia. Con el dinero que gana vendiendo arepas, plátanos y empanadas, compra mercados y recolecta ropa y medicamentos para entregar a los más necesitados.

Cada año hace un gran pesebre con donaciones que recolecta en una alcancía en su puesto de trabajo, el 24 de diciembre invita a cerca de 100 niños para celebrar la Navidad con regalos y refrigerio. 


Jeinny Paola Cortés Vargas

Pertenece a la quinta generación de una familia caficultora y junto a otros cuatro jóvenes fundó en 2017 la Asociación Herencia Campesina del Quindío, una institución que trabaja por el relevo generacional de la siembra, cosecha, producción y comercialización de café, con responsabilidad social.

Su trabajo ha impactado económicamente a 123 personas en el municipio de Calarcá y genera 8 puestos de trabajo. Se desempeña como miembro de la Junta de Acción Comunal de la vereda La Bohemia, su trabajo y dedicación ha recibido el apoyo del Comité de Cafeteros, con maquinaria para la asociación.


Rosa María Orozco Castaño

Lidera desde el 2018 la Asociación de Recuperadores de Salento, ARS, y con su trabajo ha beneficiado económicamente a 14 familias del Municipio Padre, quienes recuperan un promedio de 120 toneladas de residuos sólidos al año, con lo que impactan el medio ambiente y la vida de 3.500 habitantes de la zona urbana.

Ha contribuido con la formalización de los recicladores como un ejemplo de sostenibilidad ambiental y gracias a ello la administración gubernamental le otorgó un centro de acopio para los residuos sólidos, una compactadora, carros de mano, mesa de selección y uniformes para dignificar la labor.


Manuela Ricaurte Romero

Es fundadora y actual dirigente de Mercate, asociación creada en el primer trimestre del 2022 que tiene como finalidad promover la soberanía alimentaria, a través de los mercados campesinos en La Tebaida, Quindío. 

En la actualidad, la asociación cuenta con 12 productores, entre los que se destacan custodios de semillas, campesinos con productos orgánicos, logrando innovar el concepto de mercado campesino y generando para la comunidad talleres en los cuales los campesinos transmiten conocimientos ancestrales a los habitantes del municipio.


Josefina de la Vega Vega

Una mujer altruista y colaboradora con la comunidad son los calificativos con los que, quienes la conocen, definen a doña Josefina, quien a sus 74 años continúa demostrando que su esencia es el don de servicio, pues su objetivo principal es mediante recursos propios apadrinar niños de escasos recursos y los dota con uniformes y útiles escolares. 

Las plantas medicinales han sido fuente de sustento, no solo de los suyos, sino también de todo el que lo necesite, como adultos mayores que viven solos, población indígena, personas con enfermedades terminales y estado de vulnerabilidad, quienes han encontrado en su casa un hogar con alimento, cuidados y medicina. 


Blanca Nubia Delgado Giraldo

Como víctima de hechos de violencia, Blanca Nubia fijó sus esfuerzos en ayudar a otras mujeres que, como ella, han sufrido maltrato y desde hace 6 años emprendió un proceso para apoyar a esta población en la restitución de sus derechos y los de su núcleo familiar, constituyendo la fundación Funamujeres Quindío.

En la actualidad concentra sus esfuerzos en el proyecto que plantea la creación de un hogar de acogida y restitución de derechos en el Quindío, donde las mujeres víctimas de violencia puedan encontrar protección y capacitación, para garantizar la protección y restitución de derechos (salud física y mental, y económica). 


María Victoria Salazar Palacio

Médica de profesión, especialista en Salud Ocupacional y máster en Prevención de Riesgos Laborales; ha laborado como docente en la Universidad del Quindío y con sus 56 años ha dedicado su vida a la investigación con proyección social, tomando como eje llevar nuevos conocimientos en el campo de la salud a las comunidades más vulnerables. 

Su labor tuvo especial significado durante el tiempo de pandemia por la Covid-19, pues su gestión impactó a 50.000 personas en el departamento, con toma de muestras para detectar el virus y campañas de prevención y promoción de vacunación para contener la enfermedad, además lidera el proyecto Universidad Saludable, para promover la salud física y mental.


Deysy Guarín

Es la cofundadora de la Fundación Globo Recreo Jalk y su labor está enfocada en la consecución de espacios lúdicos, recreativos y artísticos a través del proyecto Creando un Nuevo Futuro, con el que impacta positivamente a niños y adolescentes provenientes de sectores vulnerables del municipio de Calarcá.

Con este proyecto favorecen el aprovechamiento del tiempo libre de la comunidad, a través de actividades culturales, artísticas, deportivas y recreativas, al igual que la recepción y donación de elementos requeridos por los niños, adolescentes y adultos mayores provenientes de los sectores en los que hacen presencia y en dónde han impactado cerca de 200 personas.



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net