Salud / ENERO 03 DE 2020 / 2 meses antes

Vacuna contra la gripe podría usarse para "calentar" tumores humanos

Vacuna contra la gripe podría usarse para “calentar” tumores humanos

Foto de referencia. Foto : Pixabay

En algunos casos, las células inmunes logran ingresar al tumor y comenzar el proceso inflamatorio —estos tumores se denominan “calientes”—, aumentando las posibilidades de supervivencia y curan al paciente.

Científicos han sugerido usar la vacuna contra la gripe como una terapia antitumoral adicional. Probaron su método en ratones y descubrieron que la vacuna detiene el crecimiento de tumores. Esta funciona incluso en aquellos ratones que han sido “infectados” con tumores humanos, lo que significa que teóricamente puede funcionar en nosotros. El trabajo fue publicado en Pnas.


Contexto

Uno de los principales obstáculos para vencer el cáncer es la inacción del propio sistema inmunitario del paciente. En algunos casos, las células inmunes logran ingresar al tumor y comenzar el proceso inflamatorio —estos tumores se denominan “calientes”—, aumentando las posibilidades de supervivencia y curan al paciente. Es mucho más difícil hacer frente a los tumores “fríos” que evitan el sistema inmunitario. 

Le puede interesar: Mayor riesgo de cáncer de mama estaría asociado con productos para teñir y alisar el cabello

Los tratamientos pueden tratar de hacer frente a este problema con la ayuda de otro estímulo externo al sistema inmunitario. Las células tumorales pueden suprimir la actividad de las células inmunes y si se introduce algún patógeno obviamente extraño en el cuerpo, aumentará el número total de proteínas proinflamatorias y células inmunes activas en el cuerpo. Al mismo tiempo, aumentarán las posibilidades de penetrar el tumor.


La nueva investigación

Ahora, Jenna Newman del Rugers Cancer Research Institute y sus colegas sugirieron usar el virus de la gripe como irritante. Introdujeron células de melanoma en los pulmones de ratones modelo, y cuando echaron raíces, las infectaron con la gripe. Bajo la influencia de la infección, el número de focos tumorales disminuyó a la mitad. Al mismo tiempo los ratones fueron tratados por cáncer con la ayuda de inhibidores de punto de control. Finalmente, los focos se volvieron dos veces más pequeños.

Los investigadores verificaron sus suposiciones en una base de datos médica, seleccionando a partir de ahí el historial médico de más de 30 mil pacientes con cáncer de pulmón. Resultó que aquellos que sobrevivieron al menos una vez durante su enfermedad y tuvieron gripe cuando estaban hospitalizados, tuvieron un mayor porcentaje de supervivencia que aquellos que no contrajeron la infección viral

Lea también: Descritas por primera vez las alteraciones genéticas causadas por quimioterapias

Luego, los investigadores intentaron repetir el mismo experimento, pero con un tejido diferente: la piel. Sin embargo, el virus de la gripe por sí solo no afectó la supervivencia de los ratones ni la cantidad de tumores. Luego, los científicos en lugar del virus intentaron usar una vacuna viral, y en este caso, los ratones sobrevivieron nuevamente mejor que el grupo de control, y el tamaño del tumor fue tres veces menor.


Los resultados

Los científicos han probado si la vacuna puede propagarse dentro del tejido. Para hacer esto, “infectaron” con melanoma solo uno de los dos ratones pulmonares, y luego introdujeron un virus inactivado como vacuna.

El crecimiento tumoral se inhibió en ambos pulmones; a partir de esto, los médicos concluyeron que la respuesta inmune aumenta en el tejido en su conjunto, y no solo en la zona de inyección de la vacuna. Finalmente, los investigadores reprodujeron su experimento en ratones que desarrollaron un tumor humano. También introdujeron la vacuna en el tumor o el tejido adyacente para ayudar a detener su crecimiento. 

Vea también: Un gusano ‘humanizado’ revela puntos débiles del cáncer

Con base en sus datos, los autores del trabajo concluyeron que su método también se puede usar en humanos. Destacan que, a diferencia de muchos otros medios para combatir el tumor, la vacuna contra la gripe es la menos peligrosa para el cuerpo y causa un mínimo de efectos secundarios, ya que se recomienda incluso para los niños. Al mismo tiempo, la vacunación podría mejorar los efectos de otras terapias contra el cáncer más peligrosas e inestables, como los inhibidores de los puntos de control.

 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.


Temas Relacionados: Salud Cáncer

COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net