Editorial / AGOSTO 06 DE 2022

Los mejores

Apartados de una gratitud perenne a los profesionales de la salud por su trabajo durante la pandemia, aplausos para los empresarios por resistir, reinventarse y crecer. 

Los mejores

La noche de los mejores, emblemático evento de Fenalco, cerró de la mejor forma: Mercurio de Oro para la Fundación Jardín Botánico del Quindío. Acierto total.

La estatuilla llegó a manos de Alberto Gómez Mejía, creador, motor y presidente de la organización. Auditorio de pie, ovación cerrada en el centro metropolitano de convenciones, todos de acuerdo. Terminó la espera, después de tres años de pausa obligada por la pandemia, volvió esta gala de exaltación pública a los empresarios y comerciantes quindianos. A la convocatoria hecha por Diana Patricia López Echeverri, directora ejecutiva de la agremiación en esta parte del país, asistieron todos, fue una velada especial. 

La obra de Alberto Gómez Mejía conjuga todas las virtudes de una buena empresa. La Fundación Jardín Botánico del Quindío innova, resiste, se adapta, enseña, progresa y visiona. De acuerdo con el concreto llamado que Alberto Gómez, después de recibir el Mercurio de Oro, le hizo al gobernador del Quindío y al alcalde de Armenia: enseñar sobre la riqueza biológica que tiene el departamento. El gestor del Mariposario viene insistiendo, desde hace ya tiempo, en una cátedra ambiental con arraigo quindiano para que en las escuelas y colegios se hable de esa variedad en flora y fauna que habita en el departamento; sostiene Gómez Mejía que nadie protege lo que no conoce y es verdad. Ojalá tengan en cuenta la idea del presidente del JBQ. 

Felicitaciones a todos los galardonados. La Fundación Alejandro Londoño, Comfenalco, EPA, Santa Bárbara, Proscience, ABBI, Pide y Listo, Yolis, Cofincafé, Unicentro, Servicampo y Palma de Cera son una pequeña muestra de ese admirable sector empresarial quindiano. Esta vez los premios fueron para estas empresas, todas merecedoras de las distinciones, pero, por fortuna, hay más, muchas más organizaciones productivas que también son ejemplo de innovación, ética empresarial, resistencia, legalidad y responsabilidad social. El otro año habrá que aplaudir a otro grupo de empresarios quindianos porque eso es lo que sobra en el Quindío: gente buena. 

El Quindío fue pionero y modelo en reactivación económica luego del encierro para contener la ferocidad del mortal virus y después del injustificadamente largo y violento paro. Aseguró el presidente nacional de Fenalco, Jaime Alberto Cabal Sanclemente, en esta Noche de los Mejores, que durante la pandemia se perdieron cerca de dos millones de empleos y que novecientos mil (casi la mitad) fueron de los sectores comercio y turismo. Por eso es tan meritorio lo que hacen los empresarios.  

Siempre habrá que agradecer a los profesionales de la salud por exponer sus vidas para salvar las de los demás durante las noches más oscuras y los días más nublados por la Covid-19; además de admirar a los empresarios que soportaron, se reinventaron y crecieron en medio de la pandemia y un violento paro, generando empleo y bienestar para las familias colombianas, para ellos muchas más noches de aplausos como la que organizó con lujo de detalles Fenalco Quindío.


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net