Opinión / NOVIEMBRE 22 DE 2021

Días sin IVA

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Luego de dos situaciones que afectaron la dinámica económica: el paro nacional y el aislamiento social ocurrido como consecuencia de la pandemia por el Covid–19 (virus que no se ha ido, que sigue cobrando vidas y está presente en el Quindío aún, exigiendo de nosotros responsabilidad, autocuidado y disciplina), se ha generado un buen panorama de reactivación. Muchas personas —en especial empresarios—, debieron afrontar circunstancias complejas. Unidades productivas se clausuraron, gran cantidad de empleos se perdieron y las dinámicas de generación de riqueza se vieron suspendidas. 
Sin embargo, gracias a la tenacidad, constancia y resiliencia de quienes han forjado empresa, se ha generado reactivación y se van normalizando las dinámicas productivas, creando condiciones para satisfacer las necesidades de la gente.
Los gobiernos de todos los niveles territoriales han creado alternativas para favorecer la reactivación. Incentivos y estrategias para lograr que las empresas tengan oportunidades, que amplíen sus mercados y puedan volver a consolidarse, luego de superado el tiempo de recesión.
Una de dichas propuestas ha sido la de los días sin IVA, tres fechas especiales en las cuales se crean alternativas para adquirir gran cantidad de productos sin este gravamen tributario, que por supuesto al ser trasladado al comprador, incrementa el valor de lo que se adquiere. Obviamente, esa exención transitoria implica una disminución del ingreso fiscal para la nación, sin embargo, vale la pena por las dinámicas que se crean y los buenos niveles de ventas que se dan.
En los centros comerciales de Armenia, almacenes de cadena y tiendas especializadas en los productos incluidos en el beneficio, se ha registrado un incremento de visitantes y compradores, tanto durante los días sin IVA del año 2020, como en los dos que han transcurrido en 2021 (octubre 28 y noviembre 19). Seguramente existirá un buen resultado el 3 de diciembre, también gracias a decisiones interesantes como, por ejemplo, el adelanto en el pago de la prima de navidad para empleados del sector oficial.
Asuntos para destacar de esta medida y sus resultados. El primero, la articulación entre las instituciones: ministerio de Comercio, Industria y Turismo, alcaldías, Superintendencia de Industria y Comercio, Casa del Consumidor, Policía Nacional, entre otras, que han ejercido acompañamiento en la preparación y ejecución de las jornadas, así como en la preservación del orden y protección al consumidor —algo fundamental para evitar malas prácticas en cuanto a fijación de precios o abusos por parte de los establecimientos comerciales—.
El segundo, la creatividad y entrega de los comerciantes, que han hecho buena divulgación y han dado lo mejor de sí, implementando horarios extendidos, garantizando una excelente atención y creando promociones complementarias que hacen más atractiva la experiencia de compra. El tercero, el orden social y el transcurrir de las jornadas sin disturbios y con bioseguridad. El cuarto, los buenos niveles en ventas, que fortalecen la esperanza de esos titanes del desarrollo y activan círculos de progreso y bienestar. Bienvenidas todas las ideas que contribuyan a seguir fortaleciendo la reactivación, pues con una economía sana y fuerte, muchos problemas sociales se resuelven y cosas buenas pasan para las comunidades.


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net